ayuntamiento de palma

Las becas de comedor de las familias de Palma, en el aire por el caos informático del Ayuntamiento

Becas comedor Palma
El presidente del IMI, el concejal Adrián García, y el alcalde de Palma, José Hila.

Las becas de comedor de cientos de familias de Palma para el próximo curso escolar están en el aire por el caos y el colapso informático del Ayuntamiento, que impide a los demandantes presentar el certificado de convivencia de la unidad familiar, necesario para formalizar su solicitud, plazo que concluye este jueves 30 de junio.

Se trata de una situación surrealista y angustiosa para estas familias de menor poder adquisitivo, afectadas por la caída de servidores y aplicaciones informáticas que dificultan, además desde el lunes, el acceso a todos los que no tengan tarjeta ciudadana de la EMT a los certificados de viajes necesarios para las bonificaciones del 75% en los billetes de barco y avión y al de empadronamiento para los recién llegados a la capital balear.

El caos informático municipal está sembrando desconcierto y frustración en decenas de funcionarios y empleados municipales que se ven desbordados por el público que acude presencialmente a las denominadas Oficinas de Atención al Ciudadano (OAC) para obtener estos documentos y que no pueden dar respuesta a los solicitantes por el colapso de estos aplicativos.

En el caso de las becas de comedor, convocadas cada año por la Conselleria de Educación, los funcionarios municipales están entregando un papel por escrito en el que se indica que por los problemas informáticos del Ayuntamiento de Palma, en concreto «por problemas técnicos», el solicitante no puede aportar el certificado de convivencia que le será remitido a la Conselleria cuando el problema informático esté subsanado.

Becas comedor Palma
Justificante municipal a los solicitantes del certificado de convivencia.

Pero la realidad, a fecha de hoy, es que el centenar de empleados municipales del Instituto Municipal de Innovación (IMI) -que preside el concejal socialista Adrián García- no han podido subsanar el colapso informático sin que tampoco se hayan dado explicaciones al respecto a los ciudadanos.

La portavoz del PP en el Ayuntamiento de Palma, la concejala Mercedes Celeste, se hacía eco en las redes sociales de lo que está sucediendo.

También el grupo municipal de Vox criticaba hoy en un comunicado el sistema informático del Ayuntamiento «obsoleto y deficiente». Para el número uno de esta formación en el consistorio palmesano, el concejal Fulgencio Coll, «es un escándalo lo que sucede en el IMI» y enumeraba las consecuencias de este desaguisado tecnológico, como la estafa informática que supuso el robo de 300.000 euros de los contribuyentes, la incidencia en los exámenes de oposición, el fallo en la red interna que impedía al personal acceder a la documentación, en noviembre del año pasado otro colapso administrativo que impedía realizar la firma digital y, por tanto, aprobar decretos relacionados con licencias, permisos, expedientes, compras o sanciones, obligando a crear un gabinete de crisis en el equipo de gobierno.

«Esto es inaceptable para un Ayuntamiento como el de Palma de Mallorca», remachó Coll.

Lo último en OkBaleares

Últimas noticias