Feminismo radical

El documento feminista divulgado por una profesora pone en duda que haya mujeres que hayan matado a hombres

El documento feminista divulgado por una profesora pone en duda que haya mujeres que hayan matado a hombres
Guía de Supervivencia Patriarcal divulgado por una profesora de instituto de Sevilla.

OKDIARIO ha tenido acceso a la ‘Guía de supervivencia patriarcal’, repartida por una profesora de Sevilla entre docentes y que ha apoyado públicamente Teresa Rodríguez. El panfleto político llega incluso a poner en duda que hay mujeres que han matado hombres.

La ‘guía’ divulgada por esta profesora feminista pone en duda que haya habido mujeres que han asesinado a hombres. Y lo hace metiendo un mero condicional: «Y si hay mujeres que han matado hombres, es por la razón que sea, igual que cuando un hombre mata a otro hombre, una mujer a otra mujer, o un hombre a una mujer por otras causas que no sean sexistas». ¿Se imaginan que alguna persona comenzara una frase diciendo: ‘Si hay mujeres que han sido asesinadas, es porque…? No. Seguro que no lo imaginan.

Pero ahí no queda la cosa. El documento asegura que decir «ni machismos, ni feminismos» es lo mismo que decir «ni heterosexuales, ni homosexuales, ni bisexuales, ni transexuales», o que «ni enfermedades raras, ni enfermedades normales» o «ni racismo, ni anti-racismo».  «Es lo mismo que decir: ¡nada!», señala el folleto, que exige «discriminación positiva hacia la mujer».

La guía también señala que ‘feminazis’ y ‘hembristas’ son términos «inventados» y blanquea, por ejemplo, el lanzamiento de objetos como medida de protesta. Atención: «¿Alguien llamaba demasiado agresivos a los mineros o los trabajadores de astilleros del norte que luchaban por mantener su puesto de trabajo a base de lanzar tuercas, quemar neumáticos o quemar coches abandonados? Pues al lado de eso, parece que sacar las tetas en público o pasear un coño de plástico parece, cuanto menos, un acto terrorista».

Tomar un café

Este documento reaviva de nuevo un antiguo debate que surgió en Twitter a partir del hilo de una chica que aseguraba haberse sentido acosada por un chico en una biblioteca que el dejó una nota que ponía: «¿Tomamos un café?».

Ante este hecho, la guía se pregunta: «¿La chica le había indicado de alguna manera, o con alguna señal más o menos clara, que estaba interesada en él? ¿Había intentado él ser lo más sutil posible para propiciar un encuentro visual sin ella se sintiera incómoda? ¿Es que no entienden que las mujeres si vamos a saco, nos llaman putas o desesperadas?».

Lo último en España

Últimas noticias