Afecciones

Día Mundial de la Trombosis: ¿en qué consiste esta afección y cuál es su relación con la Covid-19?

Día Mundial de la Trombosis: ¿en qué consiste esta afección y cuál es su relación con la Covid-19?
Día Mundial de la Trombosis: ¿en qué consiste esta afección y cuál es su relación con la Covid-19?

Este 13 de octubre se celebra el Día Mundial de la Trombosis, una afección cada vez más extendida en el mundo que tiene lugar cuando se forma un coágulo de sangre, más frecuentemente en las venas profundas de las piernas, la pelvis o los brazos (trombosis venosa profunda). Según la web sobre este día, WorldT Thrombosis Day, puede trasladarse a través de la circulación y alojarse en los pulmones (embolia pulmonar).

Hasta un 30% de los pacientes hospitalizados por Covid-19 pueden desarrollar complicaciones trombóticas.

¿Por qué este día?

Esta jornada tiene lugar todos los años el 13 de octubre, coincidiendo con el nacimiento de Rudolf Virchow, pionero en la fisiopatología de la trombosis. Médico, patólogo, biólogo y antropólogo alemán, desarrolló el concepto de trombosis. Es de destacar que el Museo de la Historia de la Medicina de Berlín, anteriormente, Museo de Patología de Rudolf Virchow, ofrece las señas sobre ello y puede visitarse en su totalidad para entender más sobre esta afección tan importante actualmente.

Campaña Día Mundial de la Trombosis 2020

La Sociedad Española de Trombosis y Hemostasia da a conocer que este año la campaña del Día Mundial de la Trombosis, World Thrombosis Day (WTD) tiene como eje central las relaciones entre la Covid-19 y trombosis y cómo esta infección tiene un gran impacto sobre los mecanismos de coagulación.

Desde esta Sociedad lanzan diversos mensajes. Por un lado, es imprescindible aunar esfuerzos encaminados a la prevención, diagnóstico y tratamiento, lo que es especialmente relevante en el ámbito de la trombosis, por ser ésta una complicación frecuente y grave de Covid-10.

Objetivos de este día

  • Destacar la carga de morbilidad (la trombosis en general), la necesidad de acción y, más específicamente, hacer hincapié en la amenaza no reconocida y las graves consecuencias (morbilidad y mortalidad) de tromboembolia venosa (TEV) y la fibrilación auricular (FA).
  • Aumentar la sensibilización pública relacionada con la importancia, los riesgos, los signos y los síntomas de la trombosis.
  • Incentivar a organizaciones en países de todo el mundo a realizar campañas adecuadas y pertinentes en sus países y regiones.

 ¿Qué incidencia hay entre Covid-19 y trombosis?

Aproximadamente uno de cada 5 pacientes infectados por el coronavirus SARS-Cov-2 desarrolla una infección grave caracterizada por neumonía, sepsis y síndrome respiratorio agudo cuyo curso puede resultar fatal.

Así, los pacientes hospitalizados que presentan manifestaciones respiratorias o sistémicas graves muestran una coagulopatía, caracterizada por niveles elevados de fibrinógeno y dímero D, indicando un estado de hipercoagulabilidad, el cual se asocia con complicaciones trombóticas, fundamentalmente tromboembolismo venoso (TEV) en hasta el 30% de los casos.

Según la Sociedad Española de Trombosis, también hay trombosis en otras localizaciones como cerebral (ictus), cardiaca (infarto) o extremidades (arteriopatía periférica). Se busca reducir la carga trombótica debe ser un objetivo y una clara llamada a la acción.

El tromboembolismo venoso (TEV)

En el Día Mundial de la Trombosis, es de destacar que el tromboembolismo venoso (TEV) presenta una incidencia de un caso por mil habitantes, según la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Hay cada año 10 millones de casos de TEV y su mortalidad supera a la suma de fallecimientos por cáncer de mama, VIH y accidentes de tráfico. Una de cada cuatro muertes que suceden en el mundo es a consecuencia de una trombosis. En Europa mueren cada año 544.000 personas por tromboembolismo venoso.

¿Cómo prevenir esta afección?

La Sociedad Española de Trombosis explica que esta afección se puede prevenir en muchos casos conociendo los factores de riesgo. Partiendo de que cualquier persona, a cualquier edad, puede tener un episodio trombótico, existen unas condiciones que aumentan la posibilidad de sufrir TEV, entre los que destacan hospitalizaciones prolongadas, someterse a cirugía mayor (ortopédica, abdominal, oncológica, etc), presentar ciertas alteraciones genéticas o sufrir cáncer.

 

Lo último en Salud

Últimas noticias