Denuncian en la Fiscalía Anticorrupción a la empresa que da el ‘cambiazo’ con los aviones ambulancia

Eliance
Un helicóptero modelo H135 utilizado por el grupo Eliance en las evacuaciones sanitarias.

Un particular ha presentado una denuncia ante la Fiscalía Anticorrupción contra la empresa de helicópteros Eliance Global Services que da el timo del cambiazo en el servicio de transporte aéreo sanitario que tiene adjudicado en varias regiones.

La denuncia señala que Eliance ha cometido reiterados incumplimientos, a menudos tolerados por la Administración, en los contratos públicos que ha recibido en Baleares, Galicia, Cataluña, Ceuta y Melilla por un importe total que ronda los 50 millones de euros.

Según el denunciante, esta empresa utiliza siempre el mismo modus operandi: ofrece en los concursos públicos las aeronaves más modernas, para obtener ventaja frente al resto de competidores, que luego retira para sustituirlas por aparatos más antiguos y con menos prestaciones.

Todo ello se produce a menudo con la «connivencia» de las Administraciones públicas, que han evitado sancionar a Eliance por estas irregularidades o le ha impuesto una sanción muy inferior a la que legalmente correspondía.

El Govern le ‘perdona’ tres millones

Así ha ocurrido en Baleares, como ha informado OKDIARIO. El Govern balear que preside la socialista Francina Armengol adjudicó en octubre de 2018 a una UTE formada por Eliance (antes denominada Habock) y Urgemer Canarias SL por 25,5 millones de euros el contrato para cubrir el transporte sanitario urgente entre las Islas y con la Península.

En su oferta, el grupo adjudicatario se comprometió a aportar dos modernos aviones B250, uno con base en Menorca y otro en Mallorca, además de dos helicópteros: uno con base en Ibiza y otro de reserva para todo el archipiélago. Las características técnicas de las aeronaves ofrecidas dieron una ventaja decisiva a la UTE encabezada por Eliance, ya que su oferta económica estaba empatada con la del otro grupo competidor.

Sin embargo, los aviones prometidos han tardado un año en llegar. Durante este tiempo, el grupo adjudicatario ha empleado en su lugar dos aviones B200 con menos prestaciones, uno con diez años de antigüedad y otro con 20 años. Todo ello, a pesar de que las bases del concurso prohibían expresamente utilizar aviones con más de 10 años de antigüedad.

En cuanto a los dos helicópteros ofrecidos, carecen de la habilitación instrumental (para que puedan volar de noche o en malas condiciones de visibilidad) y de la licencia multipiloto exigida en las bases del concurso. Sólo después de que el sindicato de pilotos SEPLA y los medios de comunicación denunciaran estos hechos, el Govern balear ha abierto un expediente a la UTE encabezada por Eliance y le ha impuesto una sanción económica de tres millones de euros que, según las bases del concurso, debería haber sido del doble: seis millones.

Un «delito de corrupción»

La denuncia presentada el pasado miércoles ante la Fiscalía Anticorrupción señala que gracias a estas prácticas –que se han reproducido en otras regiones como Cataluña, Galicia, Ceuta y Melilla– el grupo Eliance obtiene «un beneficio económico a través de sus incumplimientos contractuales consentidos y no penalizados».

Algo que a juicio del denunciante constituye un delito de «corrupción en la contratación pública«, pues constituye una «quiebra de la imparcialidad y de la legalidad (…) a costa de la seguridad y fiabilidad de los servicios de emergencia, absolutamente vitales para la población».

El denunciante enumera otros ejemplos. El Instituto Nacional de Gestión Sanitaria (Ingesa), que depende del Ministerio que dirige el socialista Salvador Illa, adjudicó el pasado mes de junio a la UTE formada por Eliance y Helity Hems un contrato de 6,4 millones de euros para cubrir el transporte sanitario aéreo en la ciudad autónoma de Ceuta hasta el año 2021. Para ganar el concurso, esta UTE ofreció un moderno helicóptero modelo EC135 T3 con tan sólo un año de antigüedad, matriculado el 18 de julio de 2018.

Sin embargo, cuando entró en vigor el contrato, como ha informado OKDIARIO, la compañía Eliance no tenía disponible el helicóptero prometido, matriculado en 2018, por lo que durante los primeros meses prestó el servicio otra aeronave con tres años de antigüedad que, además, carecía del sistema de flotadores exigido en el concurso.

Andalucía para los pies a Eliance

Como consecuencia de ello, la aeronave ha estado realizado las evacuaciones de enfermos y heridos hasta Málaga a través del Estrecho, lo que implica una duración de 20 minutos más en el desplazamiento. En este caso, no consta que el Ministerio de Sanidad haya abierto ningún expediente para exigir al grupo adjudicatario responsabilidades por estos incumplimientos.

Más recientemente, la Empresa Pública de Emergencias Sanitarias (EPES) de la Junta de Andalucía ha optado por declarar desierto el concurso que había convocado para adjudicar el servicio de transporte sanitario aéreo, al constatar que la oferta de Eliance carecía de la habilitación de vuelo instrumenta (IFR) exigida en el pliego de condiciones. Si el Govern balear hubiera comprobado también este aspecto, antes de adjudicar su concurso, los ciudadanos de las Islas se habrían evitado los incumplimientos que han sufrido durante el último año.

Lo último en Investigación

Últimas noticias