Investigación

Ignacio González en el momento de ser detenido: “Este marrón no me lo como yo solo”

Ignacio González en el momento de ser detenido: “Este marrón no me lo como yo solo”
Ignacio González, el día de su detención en la 'operación Lezo'. (Foto: EFE)
0 Comentar

El ex presidente de la Comunidad de Madrid Ignacio González fue abordado este miércoles poco antes de las 8 y media de la mañana por agentes de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil para proceder a su detención y registrar su lujosa vivienda situada en la zona residencial de Aravaca.

El político popular no esperaba, ni mucho menos, esta visita. Testigos presenciales de la operación explican que Ignacio González se quedó estupefacto cuando le comunicaron que los guardias civiles portaban una orden de registro firmada por el juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco.

Una vez repuesto de la sorpresa, intentó mostrarse cortés con los agentes, pero no pudo evitar una exclamación de ira entre dientes: “¡esta hija de puta…!

Aunque había intentado recuperar la compostura, Ignacio González se mostró cada vez más nervioso –casi “histérico”, relatan las mismas fuentes– mientras los guardias civiles comenzaron a recorrer las estancias de la vivienda.

“¡Ésta se va a enterar”

¡Se va a enterar, este marrón no me lo como yo solo!“, llegó a exclamar en voz alta. No era muy difícil imaginar a quién iban dirigidas sus invectivas, tras conocer que la actual presidenta de la Comunidad de Madrid aportó a la Fiscalía un informe sobre las irregularidades detectadas en la gestión del Canal de Isabel II, que Ignacio González presidió entre 2003 y 2012.

Cuando los agentes pidieron a González que se calmara, el ex presidente del Ejecutivo regional hizo ademán de coger su teléfono móvil para hacer una llamada. “De momento déjelo ahí, por favor“, le instó un guardia civil con firmeza.

Más tarde, los miembros de la comisión judicial permitieron a Ignacio González ponerse en contacto con su abogado, que apenas tardó unos minutos en acudir a la vivienda para estar presente en el registro. Se trata de una lujosa mansión de tres plantas, valorada en más de un millón de euros, que el entonces vicepresidente de la Comunidad de Madrid compró en 2006.

Los guardias civiles habían acudido acompañados por dos perros adiestrados, con los que recorrieron las distintas dependencias y el jardín, en busca de alguna cantidad de dinero en efectivo que pudiera tener oculta. Los agentes estuvieron vigilando cada uno de los movimientos de Ignacio González durante las más de 10 horas que duró el registro de su vivienda. Ya entrada la tarde, era trasladado a su despacho de la calle Alcalá, que también fue registrado por los miembros de la UCO.

Su hermano y su cuñado, detenidos

Como ha informado OKDIARIO, el informe que el actual Gobierno regional de la Comunidad de Madrid aportó a la Fiscalía denuncia operaciones irregulares del Canal de Isabel II como la compra por 21 millones de euros de una filial en Brasil, Emissao Engenharia e Construçoes, que apenas dos años después había quedado completamente descapitalizada.

Testigos presentes en la operación policial interpretaron que los comentarios amenazadores pronunciados por Ignacio González no sólo iban dirigidos contra Cristina Cifuentes, sino también contra la ex presidenta de la Comunidad de Madrid Esperanza Aguirre, quien ya ha visto imputados a algunos de sus más directos colaboradores. Entre ellos, Francisco Granados (que permanece en prisión desde octubre de 2014) y el propio Ignacio González.

En la ‘operación Lezo’ desarrollada este miércoles por orden del juez Eloy Velasco también han sido detenidos el hermano del ex presidente madrileño, Pablo González –que desde abril de 2012 es director de Estructuras Comerciales de la empresa pública Mercasa–, y su cuñado, José Juan Caballero.

Últimas noticias

Lo más vendido