Crisis inmigración

Le Pen aplaude el "encuentro fundacional" entre el ultra húngaro Orban y el neofascista Salvini

Marine Le Pen
Marine Le Pen. (Foto: AFP)

A poco más de nueve meses de las elecciones europeas en las que se decide el futuro cariz que tomará la UE, la reunión entre el primer ministro húngaro, el ultra Viktor Orban, y el viceprimer ministro italiano, el neofascista Matteo Salvini, celebrada este martes en Milán supone un aldabonazo para los radicales xenófobos europeos. Así, la líder de la formación francesa Reagrupación Nacional —el antiguo Frente Nacional—, Marine Le Pen, ha celebrado esta cita como un "encuentro fundacional".

Le Pen ha expresado su satisfacción ante una posible "alianza futura", como la definió Salvini, dado que el líder de la Liga Norte, Orban y ella misma comparten ideas en materia de seguridad y fronteras.

Le Pen aplaude el
Viktor Orban y Matteo Salvini (Foto: AFP)

Le Pen ha afirmado en Twitter que en las elecciones europeas de mayo de 2019 los votantes deberán elegir entre la UE que defiende el presidente francés, Emmanuel Macron, que considera "en marcha hacia el federalismo y la inmigración en masa", y "la Europa de las naciones libres, de las identidades y de las protecciones que nos representan".

Precisamente, Macron se ha reivindicado este miércoles como el "principal oponente" a las políticas anti inmigración que promulgan Orban y Salvini, que el martes celebraron un inédito encuentro en Milán en el que no escatimaron elogios a sus respectivas políticas de control de fronteras.

Macron y sus políticas fueron objeto de críticas tras la reunión entre Orban y Salvini, en la que este último reclamó a las autoridades de Francia que diesen ejemplo de "solidaridad" permitiendo la entrada de migrantes a través del paso de Ventimiglia.

"No cederé nada a los nacionalistas y a los que promueven estos discursos de odio", ha avisado Macron durante unas declaraciones a los medios en Dinamarca. "Encontrarán en mí a su principal oponente, tienen razón", ha añadido el mandatario galo.

Orban y Salvini han abogado por un cambio de paradigma en la UE en materia de seguridad y fronteras de cara a las elecciones europeas de mayo de 2019, en las que se medirá de nuevo el arrastre electoral de las formaciones ultraderechistas. La Liga de Salvini es aliada de Reagrupación Nacional, el partido de Marine Le Pen, mientras que el Fidesz se enmarca dentro del Partido Popular Europeo.

Lo último en Internacional