Gatos

Cómo limpiar los ojos de los gatos

Usar un simple algodón o una gasa humedecida en manzanilla y tratar al gato con mimo y cuidado son las claves para limpiar los ojos del gato de forma correcta.

Cómo limpiar los ojos de los gatos
Aprende cómo limpiar los ojos del gato

Si tienes un gato en casa, ya sabrás que este es uno de los animales más pulcros que existen y de hecho comprobarás de qué modo es capaz de limpiarse solo sin que le tengas que ayudar en nada, sin embargo, a veces nuestra mascota sí que requiere que seamos nosotros los que les limpien determinadas partes de su cuerpo tal y como es el caso de los ojos. Veamos a continuación, una guía de pasos en la que os explicamos Cómo limpiar los ojos de los gatos.

Es sorprendente lo mucho que los gatos se preocupan por su higiene , dedicándose varias veces al día con extrema dedicación y precisión, y cómo logran llegar prácticamente a cada parte del cuerpo con la lengua , que actúa como un verdadero cepillo para el cabello. Sin embargo, cuando se quieren limpiar los ojos pueden hacerse daño ya que siempre lo intentan con las patas previamente humedecidas con su lengua. Para esta zona, es mejor que tú le ayudes.

Pasos para limpiar los ojos de un gato

como limpiar los ojos del gato

Los ojos son órganos sensoriales fundamentales para nuestros queridos gatos, porque son responsables de su preciosa visión nocturna, pero sucede que no siempre son capaces de eliminar completamente el polvo y las impurezas de sus esquinas . Al ser también órganos muy delicados, cualquier residuo de suciedad puede provocar la aparición de inflamaciones, que pueden convertirse en una conjuntivitis más grave, veamos entonces cómo proceder.

  1. Es aconsejable realizar periódicamente una limpieza a fondo de los ojos de tu gatito y de manera más recurrente intervenir rápidamente con una limpieza suave si ves secreciones transparentes. En caso de que el líquido que limpias sea amarillento y viscoso y quizás el gato no puede abrir los ojos, es necesario que acudas a un veterinario para que diagnostique que le ocurre.
  2. De todos modos, para realizar una limpieza meticulosa, será necesario usar agua tibia , en el caso de una limpieza de rutina simple, o en cambio manzanilla, si en cambio uno interviene para aliviar una inflamación y algodón. Una disco de algodón es preferible a un trozo de algodón, para evitar que la pelusa caiga en el ojo. Mejor aún: si la inflamación está particularmente avanzada, puedes usar una gasa estéril .
  3. Después de haber empapado el algodón o la gasa de agua o manzanilla tibia , limpia tanto la esquina interna del ojo , hacia la nariz como su parte externa, frotando muy suavemente y teniendo cuidado de realizar movimientos lentos con la única presión que necesites para limpiar las secreciones.
  4. Si las secreciones están muy incrustadas, frota varias veces y con paciencia, hasta que se obtenga el ablandamiento y la eliminación completa de las costras. Si hay una inflamación aguda con la presencia de líquido amarillo y viscoso, ten cuidado de no usar el mismo ángulo de gasa para limpiar ambos ojos , para evitar empeorar las cosas.
  5. Obviamente, sería bueno acostumbrar a tu gatito desde una edad temprana a una limpieza ordinaria de los ojos para facilitar incluso una intervención excepcional.
  6. Si conoces bien a tu gato, sabrás con certeza que antes de someterlo a una operación de limpieza "forzada" deberás darle caricias y mimos para que no se ponga nervioso y te deje proceder sin problema.

Lo último en How To

Últimas noticias