Ejercicio Físico

4 posturas de yoga para evitar el insomnio

En estas 4 posturas de yoga para evitar el insomnio encontrarás una forma efectiva de hacer frente a esas noches en vela.

4 posturas de yoga para evitar el insomnio
Descubre 4 posturas de yoga para evitar el insomnio

En estas 4 posturas de yoga para evitar el insomnio encontrarás una forma efectiva de hacer frente a esas noches en vela. El yoga es una forma de ejercitar nuestros músculos que nos permitirá cuidar cuerpo y mente. Con este tipo de posturas antes de acostarnos conseguiremos calmar esos nervios o pensamientos que acaban siendo los responsables de un insomnio que puede llegar a ser recurrente. Si quieres completar tus rituales de antes de ir a dormir con algunas posturas de yoga, toma nota de estas 4 que te ayudarán a evitar el insomnio.

Posturas de yoga para evitar el insomnio

  1. Empezaremos por la postura del dedo gordo del pie. Nos ponemos de pie, separamos los pies hasta la altura de las caderas. Nos vamos inclinando hacia adelante poco a poco hasta llegar a los dedos gordos de los pies. Los cogeremos con el índice y corazón de cada mano. Mantenemos la postura unos 3 minutos, controlando la respiración. A medida que vayamos haciendo esta postura ganaremos en elasticidad.
  2. Seguimos con la postura de la hoguera. Vamos a adelantar la pierna izquierda que flexionaremos en un ángulo de 90º hasta más o menos la rodilla. El pie derecho lo flexionamos por encima de la rodilla izquierda. Ponemos las manos hacia adelante mientras nos estiramos durante un minuto.4 posturas de yoga para evitar el insomnio
  3. El perrito extendido es una postura de yoga ideal para combatir el insomnio. Con esta postura estiraremos la espalda una de las grandes perjudicadas de nuestro día a día. Nos ponemos boca abajo apoyados sobre manos y rodillas. Vamos llevando las manos hacia adelante mientras mantenemos los codos levantados. Mantendremos esta posición durante un minuto, intentando soltar la cadera hacia atrás en el momento en que finalicemos.
  4. Las piernas arriba contra la pared son una postura especial para relajarnos. Después de un día sentados en la misma postura o de pie, nuestras piernas nos pueden dar algunos problemas que con esta postura evitaremos. Colocamos un bloque a 10 centímetros de la pared o una toalla doblada para colocar el hueso sacro de encima y mejorar la postura de la espalda. Levantamos las piernas y los brazos hacia arriba. Esta postura la mantenemos durante unos 10 minutos. Vamos relajando cada músculo y lo preparamos para dormir.

Con estas posturas de yoga nuestro cuerpo estará preparado para dormir de una tirada sin problemas. Nos sentiremos más relajados lejos de ese día a día estresante que nos impide dormir como deberíamos. Atrévete a probar esta técnica.

Lo último en How To

Últimas noticias