Teresa Rodríguez desafía a Iglesias: no votará la consulta sobre la investidura porque "es tendenciosa"

Teresa Rodríguez es una de las voces más críticas de Podemos. La andaluza y su pareja, el alcalde de Cádiz, José María González ‘Kichi’, han plantado cara al todopoderoso potentado de Galapagar, Pablo Iglesias. La líder de la formación morada en el Parlamento de Andalucía ha dicho este viernes que no votará en la consulta puesta en marcha por el partido sobre el apoyo a Sánchez en la investidura. "Las opciones son abiertamente tendenciosas", ha dicho Rodríguez.

Podemos Andalucía se rebela. Su líder ha explicado en Twitter por qué ella no va a votar la consulta puesta en marcha por Iglesias. Su decisión seguro que consigue arrastrar a muchos militantes, lo que restará valor a la decisión final que pueda tomar el partido sobre si apoyar a Sánchez exigiendo un Gobierno de coalición o contentarse con los ministros independientes que ha propuesto Pedro Sánchez.

En primer lugar, Teresa Rodríguez ha explicado en un ‘hilo’ de Twitter que no está de acuerdo con la "forma": "Las opciones son abiertamente tendenciosas. La pregunta debería ser: pacto de gobierno con el PSOE sí, no o abstención, y dar los detalles del pacto que se somete a consulta", ha escrito.

También ha criticado el fondo: "Importa el para qué, si no hay derogación de las reformas laborales, de la ley mordaza, del 135, de la LOMCE, si no hay lucha contra el cambio climático si no hay derogación de la austeridad", explicaba la líder andaluza de Podemos.

Teresa Rodríguez se ha mostrado muy crítica y deja clara su posición, que tiende a no permitir el gobierno de Pedro Sánchez a cualquier precio. "Sólo servirá para regalarle nuestros logros y asumir las contradicciones de un PSOE históricamente habituado a defraudar. Espero sinceramente estar equivocada, pero no será por no haber planteado mis argumentos con claridad y sin trampas, ha concluido.

La cabeza de Iglesias

Teresa Rodríguez y ‘Kichi’ fueron los únicos dirigentes que, respaldados por sus resultados en los últimos comicios municipales y autonómicos –José María González ha sido el único alcalde del cambio que ha mantenido el tipo–, pidieron la cabeza de Pablo Iglesias e Irene Montero. Consideran que el fracaso electoral de Podemos sólo se puede achacar a la mano de hierro impuesta por Iglesias, que ha provocado que se hayan desatado mini rebeliones en todo el territorio que han resquebrajado el partido.

 

 

Lo último en España