El PSOE y el PNV llegan a un preacuerdo para repartirse los gobiernos locales y forales en el País Vasco

Idoia Mendia
Idoia Mendia, líder del PSE. (Foto: EFE)

El PNV y el Partido Socialista se apoyarán mutuamente en las instituciones locales y forales del País Vasco. El preacuerdo al que han llegado el PSOE y los nacionalistas permitirá establecer una red de alianzas que permitirá apoyar a la lista con más opciones para gobernar.

Este lunes se ha celebrado una reunión en Sabin Etxea, la sede del PNV en Bilbao, en la que se ha sellado esta alianza. Por parte de los nacionalistas ha acudido el presidente del PNV, Andoni Ortuzar, y por parte de los socialistas la secretaria general del PSE-EE, Idoia Mendia.

El preacuerdo se ha conseguido una vez solventado el fin de semana el principal escollo que les enfrentaba, la situación en el municipio guipuzcoano de Irún, donde ganó el PSE pero el candidato local del PNV trabajaba en una lista alternativa que finalmente no se presentará.

Así, los dos se apoyarán mutuamente en aquellos municipios donde uno de los dos haya ganado. Según han explicado, el preacuerdo es en términos muy similares al de la legislatura pasada, es decir, se aplicará en la votación de la elección del alcalde y luego se extenderá a la gobernabilidad.

El otro punto importante en la negociación es si PNV y PSE deciden dar la batalla por conseguir alcalde en varios municipios en los que no han ganado ninguno de los dos, pero en los que, si pactasen, podrían obtener la alcaldía e impedir que sea alcalde el más votado.

Según han explicado estas fuentes, se negocia sobre la base del acuerdo de 2015, que estipula que este procedimiento se aplicará cuando así lo requiera el partido -de los dos- que haya quedado primero.

Pero esa decisión (de presentar candidato) será ya de cada territorio, no de las ejecutivas nacionales.

La situación podría afectar a municipios en los que EHBildu fue el más votado en las recientes elecciones, como los guipuzcoanos de Soraluce, Mendaro, Lezo, que serían para el PNV si presentara candidato y le apoyara el PSE; Andoain y Pasaia, que serían para el PSE si presentara candidato y le apoyara el PNV; los vizcaínos de Alonsotegi, el pueblo natal de Urkullu, donde siempre ha gobernado el PNV, y Zaldibar; y el alavés de Zigoitia.

También afectaría un pacto PNV-PSE al pueblo alavés de Laguardia, donde el PP fue la fuerza más votada (con 3 ediles), seguida por el PNV (3), EH Bildu (2) y el PSE-EE (1).

Por lo tanto, en los próximos días, además de cerrar el acuerdo total, en el que ambos partidos "confían", según han dicho este lunes, las ejecutivas territoriales deberán decidir dónde presentan candidato alternativo al más votado, si lo presentan.

Además, en el caso del PSE, someterá este acuerdo a una votación para que sus militantes refrenden el pacto, que será el jueves.

La pregunta será: "El PSE-EE ha alcanzado un preacuerdo de gobernabilidad para los ayuntamientos y las diputaciones forales de Euskadi con el PNV que permitirá orientar la acción política de las instituciones hacia objetivos como el crecimiento, el empleo digno, la protección de los servicios públicos, la cohesión social y el bienestar de la ciudadanía vasca ¿respaldas este acuerdo?".

Lo último en España