El golpista Turull denuncia a la Guardia Civil porque, según él, no puede interrogarles

Jordi Turull ha colgado una foto de su denuncia a la Guardia Civil en su cuenta de twitter.
Jordi Turull ha colgado una foto de su denuncia a la Guardia Civil en su cuenta de twitter.
Comentar

Jordi Turull ha colgado en su cuenta de twitter este sábado una denuncia, presentada por el Govern de Cataluña, contra los agentes de la Guardia Civil responsables de los interrogatorios a varios cargos de la Generalitat realizados esta semana relacionados con los preparativos del referéndum, dentro de la investigación del llamado ‘caso Vidal’.

El conseller de Presidència, Jordi Turull, ha publicado en su perfil de Twitter una fotografía de la denuncia, presentada ante un Juzgado de Guardia de Barcelona y dirigida contra los agentes que llevaron a cabo los interrogatorios.

En concreto se interrogó al exportavoz del Pacte Nacional pel Referèndum, Joan Ignasi Elena; el director de comunicación de la Generalitat, Jaume Clotet; el secretario de la Presidencia, Joaquim Nin, y la jefa de Comunicación de la Conselleria de Asuntos Exteriores, Anna Molas, entre otros.

Turull anunció el miércoles que el Govern interpondría la denuncia al entender que la actuación policial supone “una clarísima vulneración de derechos fundamentales” ya que se ha citado a varias personas a declarar por un caso cuyo secreto de sumario sigue vigente desde hace meses. Este mediodía la Generalitat dará más detalles del contenido de la demanda cursada este sábado.

Presentan la denuncia “para proteger a los que defienden la democracia”

El conseller de Presidencia de la Generalitat, Jordi Turull, ha señalado que los interrogatorios realizados por la Guardia Civil a altos cargos del Govern tienen voluntad de “intimidación y coacción”, por lo que el Govern ha presentado una denuncia contra los agentes que los han llevado a cabo en la que consta que se podrían haber cometido hasta cinco delitos graves.

En declaraciones a los medios este sábado, el conseller ha calificado de “desproporción absoluta y desconocimiento de la realidad” el hecho de imputar a cargos públicos por sedición por participar en el lanzamiento de la web del Pacte Nacional pel Referèndum o el registro de catalanes en el exterior.

También ha asegurado que se ha amenazado a uno de los abogados que ha acudido a los interrogatorios, a quien se le dijo: “Cuidado con lo que dices que a ver si te acabamos citando a ti para declarar”, lo que le ha parecido una persecución a la libertad de expresión y la ideológica.

Asimismo, ha destacado que han presentado la denuncia para proteger a todas las personas que quieren defender la democracia y ha pedido que haya la misma celeridad con la denuncia de estos hechos que la que hay en la justicia con todo lo relacionado con el proceso independentista catalán.

Los cinco delitos que se han denunciado son contra los derechos individuales, obstrucción de la justicia, usurpación de atribuciones, falsedad de documento oficial y delito de violación de secretos, según ha expresado el también portavoz del Govern, que ha mostrado la denuncia presentada, aunque con los números de identificación de los agentes ocultos.

En cuanto a los delitos de usurpación de funciones, Turull ha destacado que las citaciones a declarar de altos cargos del Govern se han realizado sin un requerimiento del juzgado de instrucción número 13, en que investiga el conocido como ‘caso Vidal’, lo que da lugar a pensar que “alguien está engañando o está yendo más allá de sus funciones”.

La argumentación de los letrados de la Generalitat

Los letrados de la Generalitat aprecian cinco presuntos delitos recogidos en el Código Penal en la actuación de los agentes: contra los derechos individuales, obstrucción a la justicia, usurpación de atribuciones, falsedad documental y violación de secretos.

Según la denuncia, recogida por Europa Press, los agentes habrían violado el derecho fundamental a la defensa al retrasar la comunicación de la condición de investigado a Nin y Clotet, lo que impidió que se pudieran defender desde un primer momento acompañados de sus abogados al haber sido citados como testigos.

También asegura que los interrogadores trataron de influir en la declaración de los testigos acusándolos “insistentemente” de mentir y advirtiéndoles de las consecuencias de sus actos con una actitud agresiva y de presión, asegura el documento, y añade que dijeron a la abogada de la Generalitat que la llamarían a declarar por su petición de explicaciones.

Asimismo, considera que los agentes se atribuyeron la condición de comisionados del juzgado que investiga el ‘caso Vidal’ sin que el juez se lo solicitara, algo que el Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC) aclaró en una nota el jueves.

El Govern también acusa a la Guardia Civil de alterar documentos esenciales de la investigación y de haber mentido a los citados al referirse al Juzgado de Instrucción 13 de Barcelona cuando el juez no había solicitado las declaraciones.

Por último, pone de manifiesto que, pese a que las diligencias del juzgado relativas al caso son secretas, algunos medios de comunicación fueron alertados de la citación a miembros de la Generalitat y llegaron a la Comandancia del Instituto Armado antes que ellos.

Últimas noticias