Le lección de Marc Márquez tras volver al podio: «Insistir, persistir, resistir y nunca desistir»

Marc Márquez volvió a subir al podio en Aragón, esta vez al segundo escalón. El ilerdense luchó hasta el final y aunque no pudo ganar fue suficiente para mandar un mensaje: está de vuelta

Así fue el increíble doble adelantamiento de Marc Márquez en Aragón

Marc Márquez
Marc Márquez, en el podio del Gran Premio de Aragón. (AFP)

«Insistir, persistir, resistir y nunca desistir», con ese lema ha amanecido este lunes Marc Márquez tras la épica batalla del último gran premio. No importa lo que pase, las veces que se caiga o lo que digan, él nunca se rinde. En Aragón lo volvió a demostrar. Fiel a su estilo, el ilerdense peleó hasta el final por conseguir la victoria. Esta vez le salió cruz. Bagnaia aguantó muy bien sus ataques y se impuso en la pelea, pero el español dio la cara hasta la última curva.

Más allá del resultado, la sensación es que el Márquez de siempre ha vuelto. Todavía sigue teniendo molestias en el hombro, las curvas a derechas le cuestan y por eso sólo atacó en las de izquierdas. No obstante, el ocho veces campeón del mundo volvió a dar una lección de pilotaje. Pese a estar mermado físicamente, el piloto de Repsol Honda aguantó toda la carrera detrás de un Pecco estelar e incluso sacó fuerzas para luchar por la victoria.

Tras la carrera, aprovechó para mandar un mensaje a todos aquellos críticos que no creían en él. «Había alguien que decía que el antiguo Márquez no estaba ahí. Hoy hemos mostrado nuestra mentalidad». Así de contundente se mostró Marc, molesto pero con una sonrisa de oreja a oreja tras el gran resultado logrado. No hay mejor forma de acallar esos rumores que hablando dentro de la pista. Y así lo hizo.

Márquez ha vuelto

Tenía mucha presión por correr en Alcañiz, un circuito donde había ganado en las últimas cuatro ocasiones, quería recuperar su corona. No lo consiguió pero vendió cara la derrota, al más puro estilo Marc Márquez. Obligó a Pecco a hacer una carrera perfecta para batirle. Desde Sachsenring no había vuelto a subir al podio. Llevaba dos caídas en las últimas dos carreras y en Aragón se cayó tanto en los libres del viernes como del sábado.

Los nervios estaba a flor de piel pero el hexacampeón del mundo de MotoGP sacó su gen ganador y remontó dos posiciones en la salida. Se puso segundo y empezó a escaparse con Bagnaia. No pudo ganar pero le valió para mandar un aviso al resto de la parrilla: Márquez ha vuelto. San Marino será más complicado puesto que es un circuito con más curvas de derechas que de izquierdas, pero el de Honda ha dejado claro que está listo para pelear por victorias.

Lo último en Deportes

Últimas noticias