Su continuidad en el Barcelona está en el aire

El fracaso de Joao Félix: en cinco años en España no ha pasado nunca de 10 goles

El portugués no ha podido demostrar la fama de la que llegó precedido

El Atlético no lo quiere y en el Barça su único valedor es Laporta

Tiene contrato hasta 2.029 y aceptó bajarse el sueldo a tres millones

Joao
Tomeu Maura
  • Tomeu Maura
  • Redactor jefe de Deportes en OKBaleares, 40 años en la profesión cumplidos en 2023 tras más de media vida en El Mundo

Cinco años después de su llegada a España, Joao Félix sigue sin demostrar ni uno solo de los atributos que convencieron al Atlético para pagar por él 127 millones de euros, la cantidad más alta desembolsada jamás en su historia por un jugador. El menino no ha pasado de los 10 goles en ninguno de los tres clubes en los que ha jugado en este lustro y su futuro es una verdadera patata caliente para la dirección deportiva de Andrea Berta, consciente de que ya no puede volver a vestir la camiseta rojiblanca.

Joao llegó en el verano de 2019 para convertirse en el sustituto de Griezman. El Atlético invirtió en él todo lo que había ingresado por el francés, seducido por su debut europeo con el Benfica. Estaba convencido de que acababa de fichar a la futura estrella del fútbol mundial, pero la realidad no tardó en imponerse y lo que se encontró en realidad Simeone fue a un verso libre que estaba muy lejos de acomodarse a las exigencias defensivas del equipo y que, además, carecía de una posición fija en el campo. ¿Qué es Joao? ¿Delantero, extremo, media punta? Cinco años después nadie lo sabe todavía.

En sus tres primeras temporadas en el Atlético nunca llegó a jugar ni 2.500 minutos. Autor de nueve goles en el primer curso y de 10 en el segundo, en el que el equipo se proclamó campeón de Liga, su relación con el Cholo fue erosionándose hasta convertirse en irreparable. En enero de 2023 aceptó una cesión al Chelsea, creyendo que el fútbol inglés podía ser su tabla de salvación. El fracaso en la Premier fue estrepitoso.

Obligado a incorporarse de nuevo al Atlético de Madrid para la pretemporada, Joao adujo una lesión para no jugar ningún amistoso, además de proclamar públicamente su amor por el Barcelona, en una maniobra inducida por Mendes para facilitar su llegada al club azulgrana, algo que consiguió en los últimos días de mercado, pero a cambio de ampliar su contrato dos años y de rebajar sensiblemente su ficha.

El futuro de Joao Félix está en el aire

Joao Félix aceptó el reto de marcharse al Barcelona porque estaba seguro de que en Montjuic demostraría que es un jugador top, pero nada más lejos de la realidad. Ha cerrado el año con 10 goles repartidos en 2.147 minutos. Una cifra a todas luces insuficiente para la expectación que despertó su cesión, avalada por Joan Laporta contra la opinión de Xavi Hernández.

El Menino se encuentra ahora ante un dilema. El Atlético no le quiere y el Barça ya no está tan seguro. Dependerá de Hans-Dieter Flick y de la capacidad de seducción que tenga sobre él Laporta. Camino de los 25 años, que cumplirá en noviembre, la carrera de Joao Félix necesita un reseteo total porque va camino del fracaso absoluto. Tanto deportiva como económicamente, porque tras el nuevo contrato que aceptó para marcharse al Barcelona su salario pasa a ser de tres millones de euros en el Atlético. Eso sí, hasta 2029, y quedan para eso cinco años.

Lo último en Deportes

Últimas noticias