Alimentos

¿Has oído hablar de los pseudocereales?

¿Has oído hablar de los pseudocereales? ¿Cómo son estos alimentos, y qué aportan a nuestra dieta? Aquí te contamos un poco más.

Los pseudocereales
¿Qué son los pseudocereales?

Cada vez más los pseudocereales van ganando espacio en la dieta de los españoles. Muchas personas que buscan una alimentación más saludable o que padecen enfermedades como celiaquía o intolerancia al gluten, se ven atraídas por estos productos. Deben su nombre a la similitud de sus semillas con los granos de cereal y su contenido en hidratos de carbono.  Los integrantes más representativos de esta familia son la quinoa, el trigo sarraceno y el amaranto. Te invitamos a conocerlos.

Los pseudecereales al espacio: la quinua o quinoa

De origen americano y muy nutritiva, la quinoa es una semilla que se utiliza en forma similar a los granos. Para los incas era una planta sagrada y considerada “madre de todos los granos”; en Sudamérica se consumió durante siglos, pero en la actualidad está siendo revalorizada.

Una taza de quinoa cocida aporta proteínas, fibra, minerales y vitaminas, 222 Kcal., 39 gramos de hidratos de carbono y solo 4 gramos de grasa. No contiene gluten. La quinoa es uno de los pseudocereales de cocción similar al arroz, es decir, dos tazas de agua por cada taza de alimento. Utilízala en recetas similares a las de arroz. Debido a su simplicidad de cultivo, facilidad de uso y alto contenido en nutrientes, científicos de la NASA han calificado a la quinoa como cultivo adecuado al espacio extraterrestre.

Amaranto, del grano a la hoja

El amaranto también es originario de américa. Fue cultivado por los aztecas, el grano o semilla es libre de gluten y pueden consumirse tanto las semillas como las hojas. Tiene un alto contenido de calcio y está lleno de antioxidantes y minerales, además de ser el único grano que contiene vitamina C. Las hojas son ricas en vitaminas C y A y ácido fólico. Las hojas tienen un sabor un poco más fuerte que las espinacas. Se utilizan en ensaladas o salteados.

En realidad, es una planta vistosa y rústica, por lo que es muy fácil de cultivar en casa. Ayuda a perder peso ya que aporta un 15% de proteínas, reduce los niveles de insulina en la sangre y libera una hormona supresora de la sensación de hambre. Para cocinar el amaranto necesitas una proporción de 1 a 3, es decir, una taza de grano y tres tazas de líquido. Puede combinarse con frutas para el desayuno o la merienda.Los pseudocereales

Trigo sarraceno o alforfón, de Asia al mundo

El trigo sarraceno o alforfón es originario de Siberia y se extendió al mundo a través de las antiguas rutas comerciales.  Es un excelente alimento, con un alto contenido en fibra e hidratos de carbono. Además contiene lisina, un aminoácido ausente en la mayoría de los cereales. No contiene gluten. Es considerado un alimento muy nutritivo y energético, que se puede adquirir en grano o como harina. Es el otro de los pseudocereales de rendimiento y cocción similares al arroz.

Lo último en Salud

Últimas noticias