Sorpresas

Consejos para dar y recibir una mala noticia

El momento de dar y recibir una mala noticia suele ser duro y angustioso. Aquí veremos algunos consejos prácticos para encarar la situación.

¿Cómo dar y recibir una mala noticia?
Tips para afrontar una mala noticia

A nadie le gusta dar o recibir una mala noticia; sin embargo, son cuestiones que no se pueden evitar a lo largo de la vida. Lo que sí se puede hacer es aprender a manejarlas de la mejor manera posible para que su impacto no sea tan grave. En el caso de dar la noticia, si esto no se hace de la forma correcta, se le puede agregar problemas adicionales a los ya existentes, de ahí la importancia de aprender las técnicas básicas y ponerlas en práctica. A continuación, vemos algunos prácticos consejos para aprender a dar y recibir malas noticias de la mejor manera posible.

Cómo dar una mala noticia

Persona adecuada

Antes de dar una noticia cabe preguntarse quién es la persona más adecuada para transmitirla. En este caso se debe tomar en consideración la relación que se tiene con la persona y el nivel de confianza. Adicionalmente, también se debe tomar en cuenta el propio estado emocional de quien va a dar la noticia. En este aspecto, si la persona en cuestión está muy alterada o afectada es preciso que se tome unos minutos y se reponga antes de transmitir la noticia a alguien más.¿Cómo afrontar una mala noticia?

El momento adecuado

Es importante elegir el momento más idóneo para dar la noticia, así como también anticipar las posibles reacciones de la otra persona, cuestión de saber cómo manejar cada una de las situaciones. De ser necesario y dependiendo de la gravedad de la noticia, es recomendable hacerlo junto a otra persona más.

Claridad y empatía

Es fundamental que la persona que de la noticia lo haga en un ambiente neutro, con tranquilidad, claridad y empatía. Decir la verdad no significa tener que contar hasta el más mínimo detalle, y más todavía si estos pueden resultar aún más dolorosos y no aportan nada significativo a la conversación. Mostrar empatía, apoyo y posibles soluciones, también es algo muy valioso.

Cómo recibir una mala noticia

Desahogo

Cuando se recibe una mala noticia es muy importante que la persona en cuestión se desahogue y se tome su tiempo para asimilar las cosas. En estos casos no valen las comparaciones, es decir, si una persona en esa situación se recuperó en unas semanas, puede que a otra le lleve meses. No se debe presionar a nadie.

Continuar con la vida

Pese a las malas noticias, la vida es muy hermosa y con seguridad hay más de una razón para salir adelante. La persona que recibe la noticia debe tratar de enfocarse en todo lo bueno o positivo que tiene en la vida.

Reflexionar

Toda situación negativa trae consigo un valioso aprendizaje y en ello se debe enfocar las personas afectadas. Si con el paso del tiempo la persona siente que no puede superar la tristeza, es recomendable buscar ayuda profesional.

Dar y recibir una mala noticia es inevitable; sin embargo, es posible amainar el impacto si se hace de la forma correcta. La verdad, la empatía y tranquilidad debe estar presente en todo momento. ¿Cuál otro consejo consideras adecuado para estas situaciones?

Lo último en Salud

Últimas noticias