Remedios naturales

Cómo hacer exfoliante casero paso a paso

Ingredientes como el azúcar, la sal o el bicarbonato, son más que recomendables para poder hacer un exfoliante casero paso a paso.

hacer exfoliante casero
Pasos para hacer un exfoliante casero

Si quieres mantener tu piel sana y siempre resplandeciente, nada como recurrir a un crema exfoliante que aplicar una vez a la semana, no solo en el rostro, sino también en el cuerpo. Veamos a continuación, una guía de pasos en la que te explicamos cómo hacer exfoliante casero paso a paso.

Exfoliar la piel una vez a la semana es útil para renovar la capa superficial de la piel de la cara y la del cuerpo. De hecho, la exfoliación de la epidermis elimina suavemente las células muertas, lo que aporta un nuevo vigor y brillo a la piel. Solo unos pocos ingredientes, fácilmente disponibles (y de bajo costo) para preparar un exfoliante casero te serán necesarios, así que sigue leyendo para descubrir cuáles son.

Pasos para hacer exfoliante casero paso a paso

  1. Mezcla 1 cucharadita de azúcar, 3 cucharadas de aceite de oliva o almendra (o lo que prefiera y que encontrará fácilmente en cualquier herbolario) y 2 cucharadas de miel.
  2. Mezcla todo y luego masajea la mezcla sobre la piel húmeda, moviendo los dedos de forma circular. Cuanto más pequeños sean los granos de la mezcla, más delicado será el exfoliante.
  3. Si tienes la piel del rostro ultra sensible, el almidón de arroz es un ingrediente que se puede usar como exfoliante recomendado porque tiene un gran poder calmante.
  4. Tan solo tienes que echar dos cucharadas de almidón de arroz en un tazón, luego agrega aceite de argán (disponible en herbolarios) y una cucharada de azúcar. El resultado es un exfoliante delicado y muy dulce. Si también deseas un efecto relajante, agrega tres gotas de aceite esencial de lavanda y listo.
  5. Para el cuerpo, use sal gruesa o harina de trigo turca (la que comúnmente se usa para preparar polenta): de esta manera, garantizarás una acción más decisiva y una exfoliación más profunda. Luego mezcla estos productos con un aceite y una cucharadita de miel para hacer que la mezcla sea más fluida y fácil de aplicar. Debes extender por el cuerpo incidiendo en zonas donde se acumulan problemas como el de celulitis, tales como glúteos, piernas y abdomen, masajea con movimientos circulares durante 5 o 10 minutos y después retira con agua tibia.
  6. Para la celulitis en concreto, es aconsejable también combinar aceite de almendras con propiedades reafirmantes e hidratantes con café en polvo. Este ingrediente es excelente contra la celulitis porque es útil para desinflar y drenar gracias a sus propiedades osmóticas. Debes aplicarlo sobre la zona a tratar y masajear también entre 5 y 10 minutos.
  7. Por último, añadir que un gran ingrediente para un exfoliante casero es el bicarbonato de sodio, que junto con la leche es un excelente aliado para la hidratación y nutrición de nuestra piel.
  8. En un tazón mezcla dos cucharadas de bicarbonato de sodio, dos de yogur (con propiedades antibacterianas) y mezcla todo junto agregando leche, lo suficiente para obtener una mezcla homogénea que no gotee. Si luego agregas unas gotas de jugo de limón, naranja o granada, también agregarás un toque de poderoso efecto antioxidante.

Lo último en How To

Últimas noticias