Alimentación

Cómo comprar y guardar pollo de forma correcta

El pollo es uno de los alimentos más consumidos en todo el mundo

comprar y guardar pollo
El pollo es uno de los alimentos más consumidos en todo el mundo

El pollo es uno de los alimentos más consumidos en todo el mundo, una carne blanca saludable y con muchas proteínas que es básica para seguir una dieta sana y equilibrada. Si quieres saber cómo comprar y guardar pollo, sigue leyendo y toma nota de algunos consejos para hacerlo de manera correcta.

Es importante tener en cuenta que el pollo, al igual que los huevos, puede ser origen de enfermedades e infecciones alimentarias, por lo que para minimizar el riesgo hay que saber elegir y guardar bien tu compra para que no te surja ningún problema. Patógenos como salmonella, campylobacter o E. coli pueden aparecer si no se conservan estos alimentos de manera adecuada.

Consejos para comprar y guardar pollo de forma segura

  • Mantener la cadena de frío es muy importante, especialmente con las carnes como el pollo, por lo que cuando vayas a hacer la compra deja el pollo para el final. Cuando llegues a casa, debe ser lo primero que guardes.
  • Al elegir el pollo, opta siempre una pieza que se vea en buen estado, con la carne tierna y elástica pero firme. Un tono entre el blanco y el amarillo es el más recomendable. La piel debe estar húmeda, ser lisa y no tener ningún resto de plumas. Es importante que el envase lo notes bien frío, eso significará que no se ha roto la cadena de frío.
  • Cuando termines de comprar es importante que utilices bolsas especiales para trasladar el pollo y, en general, cualquier alimento que necesite frío.
  • Además, debes tardar lo menos posible en llegar a casa y meterlo en la nevera, ya que esas bolsas conservan durante un ratito pero no son recomendables para mucho tiempo.
  • Una vez en casa, al guardar el pollo en el frigorífico es importante mantenerlo a una temperatura inferior a 4ºC, la más recomendable para su óptima conservación. Estando crudo puede durar 1-2 días en las mejores condiciones, y si lo cocinas se podrá conservar en nevera entre 3-5 días. Más tiempo del indicado puede hacer que proliferen bacterias y provocar una infección o enfermedad.
  • Además de la temperatura, para una correcta conservación del pollo es indispensable guardarlo en el recipiente adecuado. Se puede guardar en su propio envase o en otro que sea apto para alimentos, nunca al descubierto ya que las bacterias de sus jugos podrían entrar en contacto con otros alimentos y contaminarlos.
  • Si en tu nevera hay un cajón especial para guardar la carne y el pescado, entonces debes guardarlo ahí.
  • Cuando vayas a cocinarlo debes sacarlo de la nevera en el momento necesario, justo cuando lo vayas a preparar, nunca antes ya que perdería frío y hay que procurar mantener su temperatura en todo momento.
  • En el caso de que quieras congelar el pollo, lo ideal es hacerlo a una temperatura de -18ºC y no tenerlo más de 9 meses, que es el tiempo durante el que su calidad se puede mantener intacta si se conserva en las condiciones adecuadas.
  • A la hora de descongelar el pollo, debe hacerse en la nevera, nunca a temperatura ambiente.

Lo último en How To

Últimas noticias