El ‘mansplaining’ de Pedro Sánchez: le explica a una periodista qué es y qué hace la Airef

Hasta al presidente de un Gobierno que se dice feminista se le cuelan actitudes machistas. Pedro Sánchez compareció ante los medios de comunicación tras su reunión con el Rey Felipe VI en el palacio mallorquín de Marivent el pasado miércoles. El jefe del Ejecutivo evitó opinar sobre la ‘caja B’ de Podemos, su socio de Gobierno, y enmarcó su conversación con el Monarca español en la confidencialidad debida. Pero en el turno de preguntas, el líder del PSOE decidió oportuno explicarle una evidencia a una periodista. 

En un momento del encuentro con los medios, una periodista le expuso a Sánchez una pregunta basada en un informe de la Airef sobre la subvención para los vuelos de residentes en islas españolas. El presidente Sánchez eligió ese momento para convertirse en protagonista de un episodio claro de ‘mansplaining’: cuando un hombre le explica a una mujer, de manera condescendiente, algo dando por hecho que lo desconoce. La superficial explicación, innecesaria a priori dado que la interpelada es una periodista experimentada y se puede dar por hecho que sabe lo que significan las siglas Airef (Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal), estuvo adornada con una sonrisa en la cara de Sánchez: «Que yo sepa, la Airef es una autoridad independiente por lo que no habla en nombre del Gobierno» le dijo el líder socialista a la periodista desgranando el acrónimo que compone el nombre del organismo antes de contar los distintos informes que ha realizado la mencionada «autoridad independiente».

En julio, la Airef hizo públicas las conclusiones del estudio ‘Infraestructuras de transporte’ de la segunda fase del Spending Review. El análisis constata un aumento del 12 por ciento en el precio de los billetes para volar entre Baleares y la península tras ampliarse la subvención al transporte aéreo de residentes de territorios extrapeninsulares.

En el documento, la Airef propone sustituir la subvención actual del 75% del precio del viaje por una subvención de cuantía fija para cada una de las rutas, así como «estudiar mecanismos para lograr una distribución más igualitaria de la subvención por niveles de renta de las ayudas públicas a la movilidad de los territorios extrapeninsulares».

Sánchez calla ante el escándalo podemita

Pedro Sánchez evitó en la misma comparecencia valorar cómo afectan al Gobierno de coalición los escándalos de sus socios de Podemos, tras la imputación de varios miembros de la cúpula por la financiación del partido. Hasta en tres ocasiones le preguntaron los periodistas en una brevísima rueda de prensa tras su habitual despacho con el Rey, en el Palacio de Marivent (Palma) y la respuesta fue siempre la misma. Derivándose por la tangente, Sánchez rechazó explicar si el caso que afecta a los podemitas le resulta «perturbador» o «inquietante», palabras que él mismo utilizó para referirse a las investigaciones sobre el Rey Emérito.

Sánchez evitó esponder a lo preguntado y se limitó a expresar el «máximo respeto a la independencia de los jueces».

«La actitud que siempre he mantenido desde que soy presidente no se ve afectada. Estamos en un Estado democrático de Derecho y máximo respeto a la independencia de los jueces en este aspecto como en otros mucho que están siendo investigados», fueron sus únicas palabras a la prensa. Sánchez llegó a Palma tras pasar su primera semana de vacaciones en el palacio de La Mareta, en Lanzarote. El Rey lo esperó en la puerta y ambos se saludaron, sin contacto físico y protegidos con mascarillas. El despacho tuvo lugar apenas una semana después de conocerse la salida de Juan Carlos I de España, y en medio de la profunda crisis con Podemos por la relación con la Monarquía.

Lo último en España

Últimas noticias