La falta de Gobierno frena las inversiones en el sector aéreo español

aeropuerto-Barajas-Aena
Terminal 4 del Aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas (Foto: AENA).

El aumento del turismo que se está registrando este verano era algo que se preveía en el sector aéreo español, cuya capacidad operativa se ha puesto en jaque por el incremento del tráfico aéreo. Sin embargo, las principales aerolíneas del país no se han atrevido a invertir y expandirse debido a la incertidumbre generada por la prolongada falta de Gobierno.

Las compañías extranjeras como Ryanair están incrementando los recursos que destinan a España, en el caso de la Irlandesa utilizando aviones y tripulaciones que normalmente operan en Reino Unido para comenzar a prepararse a un escenario post Brexit. Sin embargo, entre las españolas no ocurre lo mismo y se está trabajando al límite con los aparatos y el personal ya disponible.

El presidente del Sindicato de Tripulantes Auxiliares de Vuelo de Líneas Aéreas (STAVLA), Jesús Cuevas, ha dicho a este periódico: “Como no hay Gobierno, las compañías no se atreven a contratar y expansionarse”. Ha añadido que en el sector de las tripulaciones de cabina el motivo no son los sueldos, puesto que estos son muy inferiores a los que se pagaban en el pasado. Personal auxiliar de diversas compañías han confirmado a OKDIARIO que el volumen de trabajo no deja de crecer sin que, efectivamente, se hagan nuevas contrataciones.

Vueling
Avión de Vueling aterrizando en el Aeropuerto de El Prat (Foto: GETTY).

Por parte de los pilotos los testimonios son similares, con largos turnos (dentro de lo legal) por falta de más profesionales. El colapso sufrido por Vueling al principio de este verano está relacionado con esta falta de pilotos, hasta el punto de que la compañía tuvo que contratar de urgencia a numeroso personal para poder cubrir las rutas previstas.

Según explicó a OKDIARIO un piloto de esta compañía durante este año se han producido muchas bajas de estos profesionales, sin que sus puestos fueran cubiertos antes de la temporada estival. La constante salida de comandantes de vuelo, que eran cubiertas con el ascenso de copilotos, y las previsiones de mayor actividad por el verano generaron un déficit de profesionales que se estimó en 230 copilotos para este ejercicio. Al arrancar el verano faltaban por cubrir 70 plazas, con lo que no estaban todas necesidades operativas cubiertas.

Fuentes de la plantilla de esa misma filial española de IAG destacaron a OKDIARIO que la aerolínea tan sólo posee 109 aviones que, como se demostró, eran insuficientes para cubrir todos los vuelos previstos para el verano. Con la excepción de Air Europa, que está abriendo nuevas rutas, ninguna empresa del sector ha invertido en los últimos meses para adquirir aparatos para ampliar su flota.

Mientras las compañías españolas tienen miedo a expandirse y crecer mediante nuevas contrataciones de personal y la compra de aviones, los rivales extranjeros aumentan su apuesta por España. Además de Ryanair, otra aerolínea que está creciendo en España es Easyjet, que este año ha abierto una base en Barcelona.

Lo último en Economía

Últimas noticias