La 'startup' de la semana

Adiós tarjetas de visita, hola códigos QR: así se intercambian los datos personales con esta ‘App’

tarjetas
Adiós tarjetas de visita, hola códigos QR: así se intercambian los datos personales con esta 'App' (Foto:iStock)
Comentar

Imaginen que se encuentran en un congreso y conocen a la persona que creen que puede brindarles la oportunidad de su vida. Busca en su bolsillo y se ha quedado sin tarjetas de visita o, peor aún, ese pequeño rectángulo con sus datos de contacto pasa a mejor vida. Para evitar que esto suceda, tres emprendedores de 20 años crearon DiHola, una aplicación móvil que permite intercambiar la información de otra persona a través de un código QR.

“DiHola nace a raíz de ver que cuando conocíamos a alguien de fiesta, por la calle o en un evento, no teníamos una forma rápida y sencilla de compartir nuestro teléfono, Instagram o Facebook con la otra persona, a la vez que recibirla. Es una buen opción a la hora de conocer nuevas personas, ya que en menos de dos segundos tienes toda la información digital de otra persona, olvidándonos de deletrear emails, teléfonos etc.”, explica Edgar Vicente, uno de los fundadores de esta startup.

El objetivo: poner fin a las “aburridas” tarjetas de visita y crear un nuevo concepto social. El método es sencillo: una de las dos personas muestra el código QR, la otra persona lo lee y ya se hace el intercambio de información previamente escogida por cada usuario en su perfil. Una información que, además, se añade de forma automática en la agenda del móvil.

Casi 2.000 descargas

En sólo tres meses han conseguido más de 1.700 descargas. Disponible para iOS y Android, ya cuentan con 1.500 usuarios. Su target: “estamos enfocados a a dos segmentos principalmente, uno más profesional para un público generalmente más mayor, donde se usa para eventos y networking; y otro más joven, millennial, para un uso puramente social”.

En DiHola, cada usuario puede compartir: su teléfono móvil, su correo electrónico, Instagram, Facebook y “ahora estamos implementando Snapchat, Linkedin y alguna otra red social más”, cuenta.

Por el momento, la aplicación móvil sólo está disponible en español, pero están preparando el salto al inglés para su expansión europea. Para entonces, también plantearán la posibilidad de incorporar un chat a esta súper red social, como la bautizan ellos.

Y, calma, porque si cambian de móvil o de correo electrónico, llega una notificación al resto de contactos. Ahí, dicen, es donde reside la principal diferencia con la agenda telefónica. “Sólo debe modificarlo en su perfil dentro de DiHola y automáticamente los contactos que previamente ha hecho son notificados de dicho cambio”.

Al comienzo del proyecto, necesitaron financiación pero ahora crecen más del 120% cada mes. Y sólo piensan que ha merecido la pena. “Sobretodo por lo que queda por venir”, indican. Su futuro, condicionado a la evolución de DiHola. Dentro de diez años “nos vemos siguiendo la dinámica de intentar cambiar el mundo creando empresas“.

Últimas noticias