Bancos

Caixabank se recupera del susto del 1 de octubre y aumenta un 4,3% sus depósitos en 2018

El presidente Jordi Gual asegura que no hay intención de vender ninguna cartera de participadas ni tampoco de adquirir Bankia

CaixaBank
CaixaBank. (Foto: AFP)

Caixabank ha presentado este viernes sus resultados de 2018, donde mejoran algunos números clave como la ratio de morosidad, que pasa del 6% al 4,7%, o las pérdidas inmobiliarias que aún sustrajeron 530 millones de euros en 2018 a pesar de la venta de gran parte de sus activos al fondo Lone Star. Sin embargo, el banco catalán ha mostrado que en este 2018 se ha alejado de cualquier atisbo de afectación en sus depósitos, que sufrieron salidas durante el proceso del 1 de Octubre de 2017 pero que en este 2018 han crecido notablemente, un 4,3%.

El consejero delegado de Caixabank, Gonzálo Gortázar, ha zanjado con pragmatismo las preguntas sobre cómo se está desarrollando la negociación con los sindicatos acerca del ERE que supondrá 2.100 salidas de la entidad. "La forma de hacer banca está cambiando", ha indicado el directivo, a la vez que ha señalado que el objetivo es no cerrar oficinas rurales y mantener las condiciones en estas, para lo cual ha solicitado "flexibilidad".

"Queremos que las personas en los pueblos tengan acceso a los servicios financieros", ha dicho Gortázar, quien ha enfatizado que Caixabank no pierde dinero con las oficinas rurales. "Pero queremos flexibilidad para no encontrarnos en unos años con que veamos que esta estrategia no funciona. Lógicamente en algunas poblaciones tendremos menos recursos humanos que queremos trasladar a otras poblaciones. El mensaje es muy potente: no queremos irnos de los pueblos, pero queremos estar de manera sostenible", ha indicado.

Para zanjar el tema ante las quejas sindicales sobre su ERE, el consejero delegado de la entidad ha señalado que "el modo de hacer banca ha cambiado".

Desplome bursátil y tipos

El mercado ha recibido los resultados del banco catalán con un desplome como no se recordaba en una presentación de resultados anual: más de un 7% está cayendo a las 11 de la mañana CET. Para Gortázar y el presidente de la entidad Jordi Gual, "los resultados a corto plazo vienen por las expectativas que tienen los inversores en un momento concreto". Se han declarado no preocupados por la caída en la bolsa, porque "todos los inversores sabían desde hace meses que íbamos a hacer un año muy bueno y la evolución a corto plazo está relacionada con las expectativas".

Preguntados y repreguntados en varias ocasiones, los directivos de Caixabank han evitado pronunciarse sobre Francisco González y su caso de presunta corrupción en BBVA

Caixabank es uno de los bancos que más habla de tipos de interés, porque es líder en la cartera hipotecaria en España y hace ya tiempo que apostó por las hipotecas de tipo fijo para blindarse ante las subidas. "Éramos conscientes de que si la realidad de tipos fuera más baja que la que descontaba el mercado en otoño, el ROTE debería de bajar también. Deberemos ver cómo va la evolución en los próximos meses" ha indicado Gual, quien ha señalado también que cuanta más volatilidad hay en el mercado, más bajas las expectativas de subida de tipos y cuanto menos volatilidad más expectativas hay de que los tipos suban.

Los periodistas han preguntado en muchas ocasiones a los ejecutivos bancarios por Francisco González y su caso de presunta corrupción en BBVA. No ha habido ninguna respuesta más allá de "no hablamos sobre otras entidades"

Con respecto al cambio hacia un dividendo anual desde los dos pagos que hacían actualmente, Gual ha señalado que se ha tomado esta decisión "en línea con otras entidades de banca europea".

Gortázar ha señalado por su parte que la rentabilidad no va a volver a la situación que había hace 10 años: "En el año 2008 estábamos en el 20%, lo cual no es repetible, en 2010 se llegó al 14,1% y en 2018 estamos en el 9,3%" tras mejorar año tras año.

Lo último en Economía

Últimas noticias