El Zumbido, un extraño sonido que mantiene al mundo en vilo

Zumbido
El Zumbido, un extraño sonido que mantiene al mundo en vilo.

Solo el 2% de la población puede percibirlo

El Zumbido, The Hum en inglés, es un extraño fenómeno que saltó a la esfera pública en el año 2011 y que se mantiene sin una explicación concreta. Los testigos hablan de una especie de silbido atronador a baja frecuencia, procedente de un lugar cercano al cielo. Gran Bretaña, Nueva Zelanda, México, Estados Unidos, Argentina e incluso España han sufrido este perturbador suceso. Según los países afectados, solo un 2% de la población mundial es capaz de percibir el zumbido, algo que ha levantado cierto escepticismo en la comunidad científica.

Zumbido
Este mapa muestra los casos que se han registrado en el planeta.

¿Mito o realidad?

La mayoría de los estudios sobre la materia han determinado que se trata de un acontecimiento lógico, vinculado a los movimientos microsísmicos de la Tierra, imperceptibles para la mayoría. Otras hipótesis aseguran que puede ser consecuencia de una malformación del sistema auditivo, emisiones otoacústicas o simplemente aparatos electrónicos defectuosos.

Como es de esperar, ante la falta de explicaciones concluyentes, han surgido diferentes teorías que relacionan el zumbido con fenómenos paranormales, sobrenaturales y extraterrestres. Existen suposiciones para todos los gustos.

El Zumbido en España

En nuestro país, el caso más recordado tuvo lugar en la localidad valenciana de Aldaya en el año 2013. Durante la noche de San Valentín, numerosas personas pudieron escuchar este misterioso e irreconocible zumbido. Todos ellos aportaron un dato clave desconocido hasta ahora: el sonido parecía tener un origen metálico. A pesar de la preocupación de los afectados, el suceso fue publicado por los medios locales sin demasiada repercusión.

Zumbido
También existen casos en España, más concretamente en Valencia.

¿Tú qué opinas? ¿Crees en las teorías paranormales o te muestras incrédulo ante la situación? Por ahora, debemos ser fieles a nuestras suposiciones, pues no parece que la comunidad científica vaya a manifestarse sobre las ya conocidas como Trompetas del Apocalipsis.

Lo último en Curiosidades