Los CDR vuelven del confinamiento: se movilizan para defender a dos okupas que apedrearon a los Mossos

CDR Policía
Radicales independentistas preparan una barricada en el centro de Barcelona tras la manifestación . (Foto: EFE)

El independentismo catalán está preparado para volver a las calles. Mientras España sufre aún las consecuencias del coronavirus, los CDR ya planean una nueva acción reivindicativa que tendrá lugar a finales de junio. Los separatistas tienen previsto reunirse para defender a dos okupas acusados de provocar incendios y apedrear a dos agentes de los Mossos D’Esquadra en las revueltas acontecidas tras hacerse pública la sentencia del 1 de octubre.

Los CDR han comenzado a difundir esta semana una nueva convocatoria en colaboración con otros colectivos separatistas radicales como Alerta Solidaria. Se trata de un llamamiento para el próximo 30 de junio y 1 de julio, fecha en la que tendrá lugar el primer juicio de los encarcelados tras las revueltas violentas en Cataluña en octubre del pasado año.

«El 30 de junio y el 1 de julio, Charaf e Ibrahim no estarán solos. Los acompañaremos al Palacio de Juisticia y exigiremos su absolución y libertad inmediata. Si nos tocan a uno, nos tocan a todos», han asegurado en un comunicado difundido a través de sus redes sociales en defensa de los jóvenes a los que la Fiscalía pide 9 años de prisión y 7.2000 euros de multa.

Esta convocatoria, que hubiese entrado dentro del montón como otra más antes de la crisis del coronavirus, se convierte en el primer llamamiento a salir a la calle y protestar contra el Estado.

Si bien es cierto que pequeños grupos de no más de diez personas han protagonizado en las últimas jornadas protestas con pancartas donde reclamaban el retorno de las competencias al Govern, no ha habido grandes protestas como a las que tenían acostumbrado al país los independentistas.

Pero la pandemia que ha dejado más de 36.500 muertos en España no parece frenar las ansias reivindicativas del separatismo, que se reunirá a finales del mes que viene para pedir la libertad de dos jóvenes okupas. Ambos de origen marroquí fueron detenidos el pasado 17 de octubre e ingresados en la prisión de Gerona acusados de provocar incendios en las calles de la ciudad y de lanzar piedras a los Mossos como protesta por la sentencia del ‘procés’.

A pesar de la acusación, las organizaciones radicales CDR y Alerta Solidaria afirman que están «injustamente en prisión preventiva» al «haber negado ser los autores y de no existir pruebas» en su contra.


El comunicado en el que han hecho públicas sus intenciones critica también al Gobierno de Pedro Sánchez porque «a pesar de ser el más progresista de la Historia de España», se llena «la boca de dialogo y mesas de negociación mientras continúa sirviéndose de la Fiscalía para su estrategia represiva».

Lo último en España

Últimas noticias