La Iglesia catalana con el separatismo

La librería de los misioneros claretianos de Barcelona es un bazar de publicaciones independentistas

Comentar

La librería Claret, situada en pleno centro de Barcelona y perteneciente a la Congregación religiosa de los Claretianos, distribuye una gran cantidad de libros a favor del independentismo. Los ejemplares no solo están a la venta, sino que se exponen en la parte más privilegiada del escaparate, dejando ver la clara ideología que gran parte de la iglesia catalana defiende.

Escaparate librería Claret de Barcelona
Escaparate librería Claret de Barcelona

‘Cien motivos para ser independentista’, ‘Héroes indepes’ o ‘Ser independentista no es un pecado’ son solo un ejemplo de los libros que se pueden encontrar en la parte dedicada a la historia.

La Editorial Claret, S.L.U. constituida actualmente como empresa integrada (Editorial, Librería y Distribuidora), es una iniciativa de los Misioneros Claretianos de Cataluña que “recoge una de las actividades a las que San Antonio Mª Claret otorgó suma importancia”, según afirma su propia página web acerca de las publicaciones.

Los misioneros cuentan además con una publicación en contra de la asociación unionista ‘Sociedad Civil Catalana’. Entre los ejemplares independentistas se puede encontrar uno bajo el título ‘Desmontando Sociedad Civil Catalana’ , en el que se critica la formación.

Los claretianos fueron fundados en 1849 por San Antonio María Claret, un religioso catalán que se destacó por haber escrito casi cien obras durante su vida. La congregación se dedica a la fundación de colegios religiosos por todo el país y por algunos territorios internacionales como Colombia.

Apoyo a los golpistas

La vinculación de la iglesia catalana con el separatismo ha ido en aumento desde el pasado mes de septiembre en los preparativos del referéndum ilegal del 1-O.

Uno de los ejemplos fue publicado en exclusiva en OKDIARIO. En el mes de septiembre del pasado año la Iglesia de Pompeia en Barcelona, situada en la privilegiada Avenida Diagonal de la Ciudad Condal, esquina con el paseo de Gracia, una de las zonas residenciales con mayor poder adquisitivo de Barcelona, celebró una misa independentista.

A la entrada de la celebración el cura encargado de la organización repartió libros para seguir el rezo. El documento, con el logo de la ANC, sirvió a los asistentes para, como en cualquier celebración eclesiástica, seguir las lecturas de los ponentes.

“Ofrecemos como símbolo de compromiso, una señera, un triángulo azul y una estrella blanca de votación para el referéndum”, proclamaron. En ese momento, se formó en el suelo una bandera estelada, símbolo del independentismo, que presidió la celebración en la escalinata de acceso al altar de la iglesia. Además, se ha ‘ofreció’ una papeleta de votación “como símbolo del compromiso con la autodeterminación que permitirá decidir el futuro del pueblo”. 

 

Últimas noticias