Animales

Cómo educar a un perro

Educar a un perro es una de las tareas que debemos realizar para iniciar la convivencia con esta nueva mascota. Toma nota de todo lo necesario para conseguir que encaje perfectamente en nuestro hogar.

Educar a un perro
Pasos para educar a un perro

Educar a un perro es una tarea indispensable si queremos convivir perfectamente con nuestra mascota en casa. La idea de tener un cachorro o un perro que llegue a nuestra casa para llenarla de amor y alegría es algo que nos puede rondar por la cabeza.

Antes de dar ese paso debemos tener muy claro cómo educar a un perro y los elementos que deberemos emprender para poder tener una convivencia ideal. Adaptarse a un lugar nuevo es un reto para el propio animal y para toda la familia, toma nota de estos pasos y empieza a planificar la llegada de una nueva mascota en casa, descubre la mejor forma de educar a un perro.

Pasos para educar a un perro

  1. Si optamos por un cachorro o un animal que no esté acostumbrado a convivir con familias deberemos tener en cuenta algunas peculiaridades. La anarquía será una constante que deberemos ir corrigiendo con una serie de técnicas infalibles para mantener la paz en casa.
  2. Educar al perro para hacer las necesidades fuera de casa será el primer paso. Normalmente los cachorros aprenden a hacer sus necesidades fuera a los cuatro meses, pero cada perro es distinto, este tiempo es solo orientativo. No enfadarnos si hace sus necesidades dentro, salir a pasear para que las haga fuera y en ese momento, premiar al animal trazará las líneas fundamentales para que el perro sea feliz.Cómo educar a un perro
  3. La correa o el collar son algunos elementos que cuesta de imponer. Depende del perro puede que no esté acostumbrado a llevar estos elementos. Intenta que no le apriete demasiado y ve acostumbrándolo. Lo normal es inicialmente que lleve siempre el collar, dentro y fuera de casa para que se acostumbre a él. La correa mejor que inicialmente no sea extensible que el perro aprenda a pasear a nuestro lado con una correa de no más de dos metros.
  4. Los primeros días puede que el perro esté triste y llore. Si queremos acostumbrarle a dormir solo en un lugar concreto de la casa, le pondremos una cama de perros en ese lugar. Debe tener agua fresca y limpia cerca y un lugar cómodo en el que tumbarse. Cuando no estemos en casa ocupará ese sitio, mejor que no sea nuestra habitación o un lugar muy destacado, el perro debe tener un rincón propio.

Con estos sencillos pasos podremos mejorar la convivencia con nuestro perro y aprender a educarlo de la mejor manera posible. Pon un perro en tu casa y atrévete a descubrir el amor que esta mascota puede aportar a toda la familia.

Lo último en How To

Últimas noticias