Gobierno de Pedro Sánchez

La ley obliga a Iglesias a detallarle al CNI sus vínculos con la Bolivia de Evo Morales

Pablo Iglesias junto a Evo Morales
Pablo Iglesias junto a Evo Morales

Si el vicepresidente Pablo Iglesias quiere tener acceso a los secretos del Centro Nacional de Inteligencia (CNI), primero deberá contarle él a los espías españoles sus vínculos con todo tipo de Gobiernos extranjeros. Por ejemplo, sus relaciones con Evo Morales, el ex presidente boliviano al que se está investigando por haber financiado irregularmente a Podemos. Iglesias deberá explicar, por escrito, cuáles son esos vínculos.

El CNI le exige a todo aquel que deba, necesite o quiera acceder a información confidencial presentar una declaración jurada, llamada ‘Declaración Personal de Seguridad’ (DPS-100). En ella se deben incluir todos los datos personales y circunstancias privadas que podrían convertir a una persona en un riesgo para esa información. En un potencial filtrador a un país extranjero.

cni
El ‘examen’ al que somete el CNI a quienes acceden a información reservada.

La parte más crítica de ese documento se encuentra en el punto 6.3, en el que la inteligencia española le exige a cualquier persona que pretenda tener acceso a información reservada que describa su“relación con personas de países que no sean miembros de OTAN/UE o con gobiernos/servicios de inteligencia extranjeros”.

Iglesias tendrá problemas a la hora de cumplimentar dicho trámite, si se tiene en cuenta sus vínculos con países extranjeros como Venezuela, Irán, Ecuador o la Bolivia de Evo Morales.

La Bolivia de Evo

Morales e Iglesias se conocen desde hace años. Desde la época como profesor de Pablo Iglesias, cuando el ex presidente boliviano acudió a una conferencia en Madrid organizada por el líder de Podemos.

De aquella, Podemos no era más que un proyecto. Pero un proyecto que, tal y como se investiga actualmente en Bolivia, ya tenía el grifo de la financiación abierto en La Paz.

La Fiscalía boliviana incluso ha anunciado su intención de citar a declarar a Iglesias en el marco de varias investigaciones sobre los pagos irregulares salidos desde Bolivia con rumbo a España.

Pablo Iglesias pidió la reelección de Evo Morales en el año 2018. Avaló al candidato, hoy asilado en Argentina, al que investiga la Fiscalía boliviana por haber utilizado el dinero del narcotráfico, entre otras cosas, para financiar sus campañas electorales.  Iglesias pidió el voto para Morales en un acto en Madrid organizado por la Asamblea de Apoyo a Bolivia.

Pero si hay algo a lo que Iglesias debería temer hacer frente en esa declaración ante el CNI son los pagos que recibió la consultora ‘Neurona’, vinculada a Podemos, por trabajos realizados para el Gobierno de Evo Morales. Pequeños vídeos y trabajos de comunicación que sumaron un montante total de 1,8 millones de euros.

Iglesias está obligado a dar cuenta de todo esto a través de ese trámite de ‘Declaración Personal de Seguridad’. En caso de no hacerlo, el CNI podría denegarle la Habilitación Personal de Seguridad, la autorización que le permite acceder a información clasificada de ‘secreto’ por parte del servicio de inteligencia.

Lo último en España

Últimas noticias