MIENTRAS TIENEN QUE RECURRIR LAS MULTAS

Carmena retrasa varios meses la expedición de las tarjetas de aparcamiento de discapacitados

Carmena
La alcaldesa Manuela Carmena reunida este miércoles con miembros del colectivo 'Cota Cero'. (Foto: Madrid)

El Ayuntamiento de Madrid sufre un gran retraso a la hora de aprobar y renovar las tarjetas de aparcamientos reservados para discapacitados. Tal como se quejan los afectados, tienen que esperar cerca de un año para recibir el visto bueno municipal.

"El gobierno de Carmena lleva sin renovar las tarjetas de aparcamiento reservados para discapacitados desde abril", lamentó en diciembre un vecino. Explica que por este retraso "ya llevan varias multas" que tienen que recurrir, lo que les supone un importante perjuicio.

"Solo nos dicen que llevan retraso y que se consideran renovadas, pero los agentes de aparcamiento siguen multando", añade un afectado ejerciendo de portavoz del colectivo de personas con movilidad reducida. 

En el caso de este madrileño acaba de recibir la tarjeta, 10 meses después de pedirla. Explica que coincide con la contestación del Ayuntamiento a uno de los recursos de las multas en que archivan la denuncia que se abrió por una multa de aparcamiento.

"Desastre de gestión"

"Habíamos pedido ya cita para ir en persona al Ayuntamiento para resolver este problema, ya que creíamos que nunca harían el trámite y nos la daban para dentro de dos meses más, vaya desastre de gestión municipal, espero ansioso las próximas elecciones municipales", subraya este conductor indignado.

Precisamente este miércoles, Carmena ha mantenido un encuentro con integrantes de la asociación Cota Cero, para tratar los problemas de accesibilidad en las ciudades y promover medidas que eliminen las barreras arquitectónicas en urbanismo, edificación y transporte.

Según indicó el Consistorio en un comunicado, esta reunión es fruto de la declaración institucional aprobada en el Pleno municipal el pasado noviembre, que mostraba la determinación "inequívoca" y el compromiso de toda la Corporación con las personas con discapacidad y la accesibilidad universal.

Cota Cero transmitió a Carmena los problemas de accesibilidad habituales con los que se encuentran en su vida cotidiana a la hora de, por ejemplo, realizar compras, pasear por sus barrios o moverse en transporte público por las dificultades con las rampas de acceso a los autobuses. La alcaldesa trasladó a la asociación su compromiso con la accesibilidad universal en todas las políticas del Gobierno municipal.

En este sentido, Carmena aseguró que el Ayuntamiento está realizando inspecciones sobre deficiencias en materia de accesibilidad en locales comerciales. Dijo que se están llevando a cabo los mecanismos previstos para luchar contra estos fallos.

 

Lo último en España