Congreso de los Diputados

Batet ampara a una diputada de ERC tras insultar al grito de «fascista» a Macarena Olona

La presidenta socialista se limitó a pedir silencio a Carvalho Dantas: no le llamó al orden ni le hizo ninguna advertencia

Pese a "la actuación parcial de la Presidencia, Vox no va a caer en la provocación", asegura Gil Lázaro

La separatista Carvalho Dantas exhibe un cartel contra Vox en el Congreso para llamar la atención

El doble rasero de Batet en el Congreso: no retira "presos políticos" pero borra "golpistas"

Batet ERC
La diputada de ERC María Carvalho increpando a Macarena Olona (Vox) en su escaño. (Foto: Efe)

La presidenta del Congreso de los Diputados, la socialista Meritxell Batet, ha vuelto a proteger a ERC, socios separatistas del PSOE, en el ejercicio de su cargo institucional, un puesto que requiere neutralidad política. Esta vez, Batet ha denegado el amparo solicitado por Vox después de que el pasado 22 de junio la diputada de ERC María Carvalho Dantas se dirigiera a la portavoz adjunta de Vox, Macarena Olona, para insultarle al grito de «¡fascista!» desde el mismo escaño. Un ataque perpetrado cuando la independentista regresaba de la tribuna y ya no estaba en el uso de la palabra.

En aquel momento, Batet se limitó a pedir silencio a Carvalho Dantas y no le llamó al orden ni le hizo ninguna advertencia tras haber insultado a Olona, que permanecía sentada en su escaño. Ante estos hechos, y dado que esta diputada de ERC es reincidente en atentar contra la cortesía parlamentaria, Vox solicitó amparo a la Presidencia del Congreso en un escrito registrado el pasado 25 de junio.

Según el mismo, firmado por su portavoz, Iván Espinosa de los Monteros, y al que ha tenido acceso OKDIARIO, la formación de Santiago Abascal reclamó a Batet que se comprometiera a «cumplir y hacer cumplir el Reglamento de la Cámara de manera objetiva, inmediata y efectiva, aplicando la disciplina parlamentaria, cuando así se requiera, sin arbitrariedades y respetando el principio de neutralidad política que debe guiar las actuaciones de la Presidencia porque son consustanciales a la institución e imprescindibles para su correcto funcionamiento».

La Mesa del Congreso, controlada por la mayoría de PSOE y Podemos, vio este escrito en su reunión de este martes 20 de julio y Batet no hizo ninguna valoración al respecto más allá de decretar su rechazo, según informaron fuentes parlamentarias. Quien sí intervino fue el representante de Vox en el órgano de gobierno de la Cámara, el vicepresidente cuarto, Ignacio Gil Lázaro, para exigir que la Presidencia del Congreso aplique el Reglamento ante los insultos a Vox por parte de grupos de la izquierda y separatistas.

Gil Lázaro recalcó que el principio de neutralidad ideológica debe dirigir la actuación de la Presidencia, al tiempo que lamentó que «ese principio está siendo vulnerando en detrimento del respeto que se merece el grupo parlamentario Vox y todos sus miembros». «Cuando se insulta a Vox se insulta a casi 4 millones de españoles a los que democráticamente representa», subrayó este diputado de la tercera fuerza del país.

«Especialmente grave»

Además, el vicepresidente cuarto de la Cámara advirtió de que «estos insultos se han generalizado contra Vox». Así, calificó de «especialmente grave» que la separatista Carvalho Dantas gritara «fascista» a Macarena Olona «a escaso metro y medio de su escaño sin que la Presidencia llamara al orden a la diputada insultante ni ordenara de oficio que se retirase del Diario de Sesiones esa expresión».

«Por mucho que continúe esa actuación parcial de la Presidencia, Vox no va a caer en la provocación y mantendrá siempre su respeto a la institución parlamentaria y al decoro dialéctico que esta merece», añadió Gil Lázaro.

Lo último en España

Últimas noticias