España

Sánchez desprecia el protocolo de Casa Real: va a la recepción con camisa rosa y sin corbata

Pedro Sánchez
Pedro Sánchez saluda a los Reyes de España.
0 Comentar

Pedro Sánchez se olvida del protocolo el día de la Fiesta Nacional. El secretario general del PSOE ha aparecido en la recepción del Palacio Real vestido con chaqueta azul oscuro, camisa rosa y sin corbata. Justo al contrario de lo que exigía la invitación enviada por la Casa del Rey: “Traje oscuro para caballeros”.

Sánchez desprecia el protocolo de Casa Real: va a la recepción con camisa rosa y sin corbata

Mientras la práctica totalidad de los asistentes cumplía con la petición, Sánchez ha obviado la etiqueta en su encuentro con Felipe VI. Su atuendo lo ha convertido en el centro de atención. En varios corrillos, los allí presentes lo han considerado “una falta de educación” a la Casa Real y al resto de invitados por parte del líder de la oposición.

Lo cierto es que la relación de Pedro Sánchez con el Monarca no acaba de ser fluida. El líder socialista no hizo ninguna declaración tras el mensaje en el que el Rey tranquilizaba a los españoles ante el golpe de Estado en Cataluña. En su lugar, habló el responsable de Relaciones Institucionales y Administraciones Públicas del PSOE, Alfonso Rodríguez Gómez de Celis, quien se limitó a agradecer la intervención de Felipe VI en unos momentos “tan delicados”.

Arropado por la vieja guardia

Políticos históricos del Partido Socialista han acompañado a Pedro Sánchez a la recepción en el Palacio Real. A diferencia del secretario general, Felipe González, Alfonso Guerra o Josep Borrell han ido perfectamente uniformados y han mantenido el protocolo de manera rigurosa en una festividad más especial que otros años dada la situación política en la región catalana.

Fiesta Nacional
Felipe González conversa con Alberto Núñez-Feijóo antes del desfile del 12-O. (Foto: EFE)

Todos ellos han sido protagonistas de la jornada por la defensa que han hecho de la unidad de España en los días previos. A Borrell, incluso, algunos de los más de 1.500 invitados al acto le han pedido que vuelva a la política activa. Casi todas las conversaciones han girado sobre el desafío independentista lanzado por Carles Puigdemont y la posible respuesta del Gobierno.

Preguntado por este particular y por las críticas de los socialistas catalanes al discurso del Rey, Pedro Sánchez ha dicho lacónico que “respeta” la libertad de expresión que hay en su partido. La alcaldesa de Hospitalet, Núria Marín, dijo sentirse “muy preocupada” tras el discurso de Felipe VI mientras que la primera edil de Santa Coloma y miembro de la Ejecutiva del PSOE, Núria Parlón, señaló que “necesitamos algo más que un Rey “algo republicano” que de fondo deje ver a Carlos III”. Declaraciones que contrastan con la respuesta del propio Alfonso Guerra, quien dijo que “no se puede negociar con golpistas”.

No es la primera vez

No es la primera vez que Pedro Sánchez ignora el protocolo establecido en un gran evento. En la 30 edición de los Premios Goya, año 2016, el dirigente del PSOE también acudió sin corbata. Un gesto que la Academia del Cine español también consideró un desaire en el representante de una formación con tanto peso como el Partido Socialista. Ese día, incluso el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, iba vestido con esmoquin.

Últimas noticias

Lo más vendido