Reforma Laboral

Garamendi pide a Sánchez que deje que sea el próximo Parlamento el que legisle en materia laboral

Antonio Garamendi
El presidente de CEOE, Antonio Garamendi.

El presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Antonio Garamendi, se ha mostrado a favor de los proyectos de ley, en lugar de la aprobación de reales decretos, algo que considera "un contrato de adhesión".

"No nos gustan los reales decretos porque son un contrato de adhesión, que o los compras o los dejas", ha vuelto a resaltar, tras afirmar que un proyecto ley sí que permite a los actores (sindicatos y empresarios) incorporar enmiendas y tener derecho de audiencia.

El máximo responsable de la CEOE ha afirmado, a su vez, que los empresarios aceptarán "lo que sea" en materia laboral una vez esté el Parlamento en activo tras las elecciones del 28 de abril y se trabaje de forma democrática.

Así lo ha señalado el representante de los empresarios durante un encuentro con los medios previo a la inauguración de la jornada ‘Diálogo Iberoamericano del Empleo’ organizada por Asempleo en la sede de la CEOE, donde también ha hecho hincapié en que "se puede esperar un mes en temas que son importantes, pero que no son urgentes" para trabajarlos "de forma democrática" una vez esté constituido el nuevo Gobierno.

Que los ciudadanos decidan

Para Garamendi, es el momento de que los ciudadanos decidan en las elecciones y de dejar que se hablen "los temas que se tengan que hablar" una vez estén las Cortes y el Parlamento en pleno funcionamiento.

Preguntado sobre si teme que el real decreto de medidas para eliminar los aspectos más lesivos de la reforma laboral salga adelante, el presidente de la patronal ha afirmado que "ni teme ni tiene que temer".

En esta línea, ha puesto de relieve que la patronal "no va a discutir lo que sea legal", aunque piensa que las cosas deben hacerse de forma consensuada, porque esas son las que tienen un alcance "a largo plazo".

La CEOE con la Igualdad

Sobre el informe de brecha salarial que va a presentar la CEOE el próximo viernes, coincidiendo con el Día Internacional de la Mujer, Garamendi ha señalado que los empresarios están implicados con la igualdad y ha destacado que la CEOE tiene el proyecto ‘Promociona’ por el que ya se han promocionado a más de 600 directivas en España.

"Como no podía ser de otra forma, nos incorporamos al 8M y lo que vamos a hacer con este estudio es aportar a la sociedad una visión sobre la brecha", ha apuntado, tras resaltar que es un informe en el que se trabajará posteriormente.

En esta línea, también ha afirmado que los empresarios piensan que la igualdad en el empleo es un derecho de las mujeres, una obligación de la sociedad y, en el caso de las empresas, "una oportunidad de gestión para incorporar valor a lo que es el campo de la empresa". "Creo que todos estamos en el mismo campo, aunque lo que nosotros sí trabajamos es en el día a día y sin demagogias", ha apostillado.

Formación

Por otro lado, Garamendi ha señalado que para afrontar el futuro del trabajo es necesario saber cómo van a evolucionar los nuevos empleos y estar preparados. Bajo su punto de vista, es necesaria la formación continua y la educación desde la infancia, aunque no solo desde el punto de vista técnico, sino teniendo en cuenta también los valores.

"El recorrido de la empleabilidad va a ser clave y en esa empleabilidad está la formación continua", ha remarcado, tras recordado que las empresas pagan el 0,7% para esa formación, mientras que ha resaltado que la Administración lo que ha conseguido es hacer de un elemento público "un farragoso montón de papeles donde las empresas entienden poco estos temas".

También ha instado a que se cuide a las empresas, porque "son las que generan el empleo en España". "Es muy difícil que avancemos si no somos capaces de cuidar a la gallina de los huevos de oro", ha subrayado.

Por su parte, durante la inauguración de la jornada, el presidente de la patronal de las agencias de colocación (Asempleo), Andreu Cruañas, ha señalado que la industria de la intermediación tiene que hacer frente a las corrientes del miedo al cambio, que también se concretan en una constricción que pretende garantizar derechos.

Últimas noticias