A la espera de la alta montaña del miércoles

Kamna triunfa en Villard-de-Lans en un día sin batalla entre los favoritos

La decimosexta etapa del Tour de Francia fue un trámite para los favoritos, con escasos movimientos en el último kilómetro a pesar del recorrido montañoso. Lennard Kamna se impuso en una escapada de prestigio y se llevó el triunfo parcial en Villard-de-Lans

Kamna Tour
Kamna celebra su triunfo en Villard-de-Lans. (AFP)

Lennard Kamna se proclamó vencedor de la decimosexta etapa del Tour de Francia, con final en Villard-de-Lans. La etapa tenía contenido montañoso suficiente como para deparar algo de batalla entre los hombres de la clasificación general, pero los candidatos prefirieron reservar para el durísimo parcial de este miércoles, con final en el Col de la Loze. Sólo en la subida final, de tercera categoría, Pogacar y López probaron a los favoritos, con una reacción óptima de todos ellos, incluyendo los españoles Landa y Mas.

Día posterior al segundo y último descanso en el Tour y, como la semana anterior, los resultados de los PCR a ciclistas, técnicos y demás miembros de la burbuja marcarían la continuidad con total normalidad de la competición. Una vez aprobados todos, el pistoletazo de salida a la última semana de carrera se dio con un recorrido atractivo por delante, pero el pensamiento de que la escasa dureza del tramo final podía hacer a los favoritos envainar las espadas a la espera del miércoles.

La fuga iba a tener una grandísima oportunidad y Alaphilippe y Carapaz, principales nombres de la escapada, se apuntaron a la casi segura lucha por la etapa de la escapada, mayoritaria con una veintena de corredores. Jumbo-Visma permitió la marcha y optaron por un ritmo tranquilo a más de diez minutos de la cabeza de carrera durante todo el parcial, incluyendo la llegada de la subida a Saint-Nizier, de primera categoría, en el que se produjo un solo movimiento de peso, el de Guillaume Martin, con más corazón que cabeza y que volvió al pelotón kilómetros después.

Bernal, de nuevo en crisis, se quedó junto al grupo de los sprinters, confirmando su desconexión de la general a la espera de sensaciones que le puedan permitir luchar por una etapa. La pelea interesante, sin embargo, existía y estaba en la fuga, donde Carapaz lideró la emboscada que cribó a los participantes e hizo explotar a todos, incluido Alaphilippe, a excepción del alemán Kamna, que se guardaba un as en la manga.

Kamna gana, los favoritos responden

Tras el ataque prolongado de Richard en los dos últimos kilómetros de Saint-Nizier, Kamna le contragolpeó metros antes de la cima para lanzarse en un breve descenso y posterior llano, en el que hizo buena su condición de rodador y fue multiplicando sin cesar la ventaja. Carapaz, el cazador cazado, no podría darle el deseado triunfo a Ineos.

Los dos últimos kilómetros con la breve ascensión al clásico Villard-de-Lans, confirmaron como justísimo vencedor a Kamna, con Carapaz y Reichenbach completando el podio parcial. Por detrás, a más de 16 minutos, los favoritos destapaban el tarro de las esencias. Pogacar lideraba un intento tardío, aunque explosivo, pero la práctica totalidad de capos respondía sin demasiadas dificultades. Sólo falló Nairo, como en el Grand Colombier, y el mencionado Bernal, que ya se había eliminado. Miguel Ángel López daba continuidad en un ataque en forma de sprint que no le dio botín alguno, más allá de mostrar su fortaleza a la espera de la impresionante etapa alpina del miércoles.

Lo último en Deportes

Últimas noticias