Red Bull Salzburgo - Real Madrid

Bienvenidos al ‘Eden’

Un golazo de Hazard da la victoria al Real Madrid ante el Red Bull Salzburgo. El belga jugó su mejor partido desde que viste la camiseta blanca. La presencia de Casemiro mejoró a los de Zidane, que innovó con un nuevo sistema con tres centrales.

Bienvenidos al ‘Eden’

El Real Madrid ha mejorado. La semana en el diván tras la preocupante imagen en la Audi Cup ha sentado bien a un conjunto blanco que en su sexto partido de pretemporada, ante el Red Bull Salzburgo, resucitó. Los de Zidane ya parecieron un equipo… aunque sólo fuese durante 45 minutos. Más sólidos en defensa, equilibrados en el centro y con peligro arriba. Y además, ganaron. 

Zidane sorprendió de primeras con un cambio de dibujo. Atrás quedaba el 4-4-1-1 que no había terminado de funcionar en los primeros partidos de pretemporada, para probar un sistema con tres centrales que permitiese hacer al equipo más rocoso en defensa y a la vez tener más presencia en el medio con dos carrileros. El técnico francés aprovechaba así la incorporación de Militao, que debutaba, y Casemiro después de haberse proclamado campeones de la Copa América con Brasil.

A la vez, parece que Zidane volvía a dejar claro que este año no quiere debate en la portería. En cuanto se ha recuperado de su problema en el tobillo Thibaut Courtois volvía a la portería. Titular, 90 minutos y portería a cero gracias a dos factores: el nuevo sistema y el regreso de un Casemiro que se mostró omnipresente. La actuación del brasileño, aunque sólo jugase la primera parte, tranquiliza al madridismo. La debilidad defensiva era una de las dolencias del equipo y su ausencia en los cinco primeros partidos de preparación era, sin duda, uno de los motivos.

Pero el nombre propio del partido fue el de Hazard. Aún con el ’50’ a la espalda, el belga por fin mostró la imagen que todos esperan. La del jugador top que es. Su momento llegó cuando el electrónico marcaba el minuto 18. Recibió un pase al hueco de Benzema para arrancar desde la divisoria de los dos campos. Encaró a dos defensas en la frontal del área, buscó el espacio y con la derecha golpeó al palo largo para marcar su primer gol con la camiseta del Real Madrid. Se hizo esperar el estreno, pero mereció la pena. Golazo del belga. Bienvenidos al ‘Eden’. 

Pero Hazard tenía más recital que mostrar. Al borde del descanso llegó la segunda genialidad del belga en una jugada parecida al primer gol. Arrancaba con espacio y tras un roto escandaloso, de esos para añadir a los highlights en sus vídeos de Youtube, sacó un disparo que fue esta vez fue capaz de parar el meta Stankovic. Quizá le faltó una chispa de velocidad en el cambio de ritmo, pero verle asociarse con Benzema ya es una locura.

Sin Casemiro es otro equipo

No le sentó bien al Real Madrid el paso por el vestuario ante un equipo más rodado y que ya lleva disputadas dos jornadas de liga. Zidane retiró a Militao y a Casemiro y dio entrada a Nacho y Valverde. A los blancos aún les queda rodaje y el partido se empezó a jugar al ritmo que quería el Salzburgo. Y sin Casemiro el equipo es otro. El Madrid se rompía, los austriacos cada vez inquietaban más a Courtois y trenzar jugadas cada vez era más complicado.

Mientras Zidane seguía moviendo el banquillo sacando a Jovic por Hazard, Isco seguía intentándolo con éxito. No firmó un buen partido el malagueño, que tenía la oportunidad de reivindicarse. Aunque se mostró muy voluntarioso se estuvo errático en casi todas las jugadas que participó.

Pese al carrusel de cambios final, Zidane apostó por mantener el nuevo dibujo hasta el final. Jovic y Vinicius tuvieron en los últimos minutos ocasiones para ampliar un marcador que no se movería pese al empuje de ambos equipos. El Real Madrid ha dado síntomas de mejora, aunque aún está verde…

Lo último en Deportes

Últimas noticias