Estrategia de los supermercados

La infalible estrategia de los supermercados para que no quieras irte de su local

La infalible estrategia de los supermercados para que no quieras irte de su local
La infalible estrategia de los supermercados para que no quieras irte de su local
×

Este artículo de OkSalud ha sido verificado para garantizar la mayor precisión y veracidad posible: se incluyen, en su mayoría, estudios médicos, enlaces a medios acreditados en la temática y se menciona a instituciones académicas de investigación. Todo el contenido de OkSalud está revisado pero, si consideras que es dudoso, inexacto u obsoleto, puedes contactarnos para poder realizar las posibles modificaciones pertinentes.

Si te paras a pensarlo, son muchas las horas que nos pasamos durante el año recorriendo los pasillos de los supermercados en busca de esos productos básicos -y otros de ellos, no tanto- con los que llenar la nevera y nuestro estómago. No hay semana que no vayamos a comprar algo e incluso a veces resulta divertido echar un vistazo a sus estanterías que se renuevan cada día y hasta nos sorprenden. Ahora, con la llegada de la Navidad, con más motivo para acudir a tu Mercadona de confianza.

Pese a la increíble subida de precios, no nos queda más remedio que ir al supermercado y ahora nos hemos vuelto más económicos. Eso sí, los establecimientos tienen sus estrategias -que no son ningún secreto- para que estemos más tiempo en su local y no tengamos intención de irnos rápido, más bien al contrario. Seguro que te suena esta táctica infalible para que no quieras irte y acabes comprando incluso ese producto que estaba el último de tu lista. Te lo contamos.

La táctica ganadora de los supermercados para que no quieras irte

¡Fijo que esta te la sabes! Una de las estrategias a la que más recurren los supermercados para «obligarte» a pasar más tiempo en su local es cambiar las cosas de sitio. Así que te volverás un poco «loco» y tendrás que recorrer los pasillos más de una vez. Mientras que lo haces, seguro que  descubres algún producto o ganga con el que ni siquiera contabas y lo vas a comprar.

Por lo general, se suele comprar siempre en el mismo supermercado, o todos tenemos esos dos o tres supermercados favoritos, que ya conocemos muy bien y eso nos facilita nuestra compra. Pero que sepas que la estrategia de la que hablamos es que a los establecimientos les gusta cambiar las cosas de sitio al menos un par de veces al año.

¿Y por qué lo hacen? Porque en cuanto llegas a esa estantería que creías conocer casi de memoria, ves que el producto que buscas no está y ya tienes una excusa para ir mirando pasillo por pasillo, hasta que lo encuentres. Sin duda un buen paseo, o para algunos un viaje o una odisea, para que compres lo que no te hace falta. Efectivamente, acabas «picando» porque funciona. Sobre todo, suele ocurrir en los hipermercados y grandes superficies.

Otros métodos que no sabías que te afectan

Juegan con nuestros sentidos. ¿Sabías que cuando ponen en el supermercado una música lenta nos incita a ir más despacio? En cambio, si es más rápida, avanzas con más agilidad. Incluso en los hipermercados no suele haber ventanas, para evitar ver cómo empieza a anochecer mientras sigues comprando.

Consejo para hacer la compra

Lo mejor que puedes hacer cuando vayas a comprar es llevarte una lista con todo lo que necesitas. Así no acabarás llevándote lo que no estaba en tus planes, salvo que no tengas fuerza de voluntad y seas de esas personas que compran por comprar.

 

Lo último en Curiosidades

Últimas noticias