Guerra abierta en la izquierda

Rufián, con Iglesias en su guerra contra Yolanda Díaz: «Si todo lo negocia como la reforma laboral…»

Pablo Iglesias y Gabriel Rufián. Foto: EFE
Pablo Iglesias y Gabriel Rufián. Foto: EFE

El portavoz de Esquerra Republicana (ERC) en el Congreso, Gabriel Rufián, se ha posicionado claramente del lado de Pablo Iglesias en su guerra personal contra Yolanda Díaz tras la debacle podemita en Andalucía, donde no tendrán representación política tras enviar tarde la documentación a la Junta Electoral. Rufián, en este sentido, ha asegurado que, «conociendo un poco el paño, creo que Iglesias tiene razón en esto». En este sentido, también ha recordado sus divergencias con Yolanda Díaz por la reforma laboral, que finalmente ERC rechazó. Según Rufián, si la coalición se negoció como aquel decreto ley, se entiende «perfectamente» lo ocurrido.

Podemos llegó tarde a la inscripción de la coalición y Pablo Iglesias ha culpado de ello al empeño por no aceptar al candidato de la formación morada como cabeza de lista, mientras que Yolanda Díaz ha denostado esas divergencias y se ha desmarcado de esos problemas.

En todo caso, Rufián ha dicho que Andalucía «se merece un proyecto de izquierdas de transformación» y ha avisado que este tipo de peleas internas sólo benefician a Vox: «Todo lo que pasa beneficia a (Macarena) Olona, que seguramente acaricia un gato cada vez que la izquierda se divide», ha comentado.

Guerra

La desaparición de Podemos en Andalucía tiene un trasfondo muy superior a las «cuestiones administrativas» que desde la formación morada tratan de vender al público. Pablo Iglesias y Yolanda Díaz tienen mucho que ver aquí. Precisamente, las primeras desavenencias vinieron por ese enfrentamiento: el ex líder de Podemos quería imponer a su amigo Juan Antonio Delgado (Podemos) como candidato de la coalición ‘Por Andalucía’ a la Junta, mientras que la ministra de Trabajo y vicepresidenta del Gobierno quería a Inmaculada Nieto (IU). Ese primer pulso lo ganó Yolanda Díaz, muy implicada en este proyecto. El segundo, el que tratan de ocultar ahora, también lo ganó la actual vicepresidenta… y acabó con Podemos fuera de Andalucía.

La relación entre Podemos e IU se ha ido deteriorando desde que se creara la marca Unidas Podemos, hace ya más de cinco años. Algo que ha terminado explotando en varias ocasiones, y que ha acabado con el partido podemita en Andalucía: la formación que lidera Juan Antonio Delgado en la comunidad no recibirá subvenciones, ni tampoco sus candidatos podrán estar en las listas bajo la marca Podemos.

Lo último en España

Últimas noticias