huesos

¿Qué es la metástasis de huesos?

Ente las enfermedades más recurrentes de nuestro sistema óseo, se encuentra la llamada metástasis de huesos. ¿Sabes en qué consiste?

Metástasis de huesos
¿En qué consiste la metástasis de huesos?

Recordemos en primer lugar que la metástasis es un proceso de crecimiento de células cancerosas en órganos distantes. Puede producirse en cualquier órgano, pero los más frecuentes son pulmón, hígado y en tercer lugar los huesos. Casi todos los tipos de cáncer pueden generar metástasis a los huesos, pero algunos son especialmente propensos. La metástasis puede producirse en cualquier hueso, pero con más frecuencia en la columna vertebral, pelvis y muslo. Puede ser el primer signo de cáncer o aparecer años después del tratamiento. En general los cánceres que se propagan a los huesos son curables. A continuación, todo lo que necesitas saber sobre la metástasis de huesos.

Síntomas de la metástasis de huesos

La metástasis ósea no debe confundirse con el cáncer de huesos. En el cáncer de hueso, el tumor primario se desarrolla en el hueso. Estos cánceres son realmente raros. Muchas veces la metástasis ósea no produce signos ni síntomas, pero si aparecen, los más frecuentes son:

  • Osteólisis o daños en el hueso.
  • Dolor intenso.
  • Debilitamiento de los huesos hasta la fractura.
  • Pérdida del control de esfínteres.
  • Hipercalcemia, es decir, alto nivel de calcio en la sangre, con sus consecuencias de náuseas, vómitos, estreñimiento y confusión mental.
  • Alteración de la movilidad.Metástasis de huesos

Perspectivas de la metástasis ósea

Para la mayoría de los pacientes con metástasis óseas, es posible mantener un buen nivel de actividad, aunque algunas cosas puedan ser más difíciles de realizar o poco seguras. Constantemente se descubren nuevos tratamientos y se perfeccionan los tratamientos actuales.

El tratamiento de la metástasis de huesos está orientado a reducir el dolor y las fracturas, mejorando la calidad de vida de la persona con cáncer. La metástasis de huesos y de otros sitios disminuye la tasa de supervivencia. El tipo de cáncer más propenso a extenderse a los huesos es el de próstata, casi en el 25% de los casos, seguido por el de pulmón en el 12.5% de los casos.

Tratamientos

El tratamiento de la metástasis de huesos debe ser individualizado y contemplar una combinación de terapias. Debes discutir con tu médico un plan de tratamiento. Este plan depende del tipo de cáncer primario, la etapa en la que se encuentra, los huesos involucrados en la metástasis, tratamientos realizados y estado de salud en general.

El tratamiento puede incluir distintas terapias como:

  • Radioterapia para retrasar el crecimiento y reducir el dolor.
  • Quimioterapia para tratar las células cancerosas y reducir el tamaño del tumor.
  • Terapia hormonal en el caso de cánceres de mamas o próstata.
  • Analgésicos y esteroides para aliviar el dolor.
  • Medicamentos anticancerosos o radiofármacos dirigidos al hueso.
  • Terapia física para fortalecer músculos y ayudar con la movilidad.

En muchos casos los pacientes con metástasis de huesos son candidatos a ensayos clínicos para probar nuevos medicamentos y tratamientos. Los ensayos clínicos no curan, pero pueden ayudar a encontrar la cura y ampliar conocimientos.

Lo último en Salud

Últimas noticias