Congreso de los Diputados

Sánchez no responde a Casado si cesará a Iglesias en caso de ser imputado por corrupción

El líder del PP acusa a la fiscal general Dolores Delgado de ser una "comisaria política" del Gobierno para no investigar al vicepresidente

Casado reprocha a PSOE y Podemos que "sólo las dictaduras usan el Parlamento contra la oposición" como ellos

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha evitado responder este miércoles al líder del PP, Pablo Casado, en el Congreso de los Diputados sobre si cesará al vicepresidente segundo del Ejecutivo, Pablo Iglesias, en caso de ser imputado por la Justicia, que investiga la presunta financiación ilegal de Podemos y el caso Dina-Iglesias.

En la sesión de control al Gobierno celebrada en la Cámara baja, Casado ha planteado a Sánchez que diga si cesará a Iglesias en caso de ser imputado o si «unirá su destino a él». Además, el jefe de la oposición ha acusado a la ex ministra socialista y fiscal general del Estado, Dolores Delgado, de ser una «comisaria política para no investigar la financiación irregular del vicepresidente».

El jefe del Ejecutivo ha eludido esta cuestión y ha utilizado el caso Kitchen para arremeter contra el PP. «Ustedes taparon la Gürtel con la Kitchen», ha sido la contestación de Sánchez.

Precisamente, en relación a la comisión de investigación impulsada por PSOE y Podemos sobre el caso Kitchen, Casado ha reprochado a los socios del Gobierno de PSOE y Podemos que «sólo las dictaduras usan el Parlamento contra la oposición» como ellos. Y es que ambos grupos han impedido al mismo tiempo la creación de una comisión de investigación, respaldada por PP, Ciudadanos y Vox, sobre la presunta financiación ilegal de Podemos.

De hecho, la Fiscalía Provincial de Madrid ha dado luz verde al juzgado de instrucción número 42 para que siga adelante en la investigación a Podemos por los contratos suscritos entre el partido y la sociedad mercantil Neurona Consulting para las elecciones generales del 28 de abril por un importe de 308.257,20 euros. El Ministerio Público aprecia la existencia de «indicios racionales suficientes de la perpetración de un hecho delictivo» en los contratos con la consultora chavista, sobre los que alertó el Tribunal de Cuentas.

El partido de Iglesias se alió para la campaña electoral del 28-A con esta empresa que está siendo también investigada en Bolivia por recibir contratos a dedo por valor de 12,5 millones de bolivianos del Gobierno de Evo Morales.

Encuentro privado

OKDIARIO publica este miércoles en exclusiva que los líderes de Podemos, Pablo Iglesias e Irene Montero, se reunieron a finales de 2017 en La Paz (Bolivia) con la diputada de Evo Morales que negoció la adjudicación de 1,6 millones de dólares a la consultora Neurona, que investiga la Justicia. Este periódico revela hoy una imagen de ese encuentro privado confirmando de esta manera los vínculos de la formación morada con la firma chavista.

Tal y como ha podido saber diario, los hoy vicepresidente del Gobierno y ministra de Igualdad tuvieron una cita con la ex diputada boliviana Valeria Silva en su último viaje a Bolivia, en noviembre de 2017. El viaje de Iglesias y Montero fue público, así como el encuentro que ambos tuvieron con Evo Morales. Tanto los medios de comunicación bolivianos como la cuenta oficial de Twitter de la Presidencia publicitaron dicho encuentro. Sin embargo, ocultaron la cita que Iglesias y Montero tuvieron con Silva para que nunca se les pudiera vincular con la consultora Neurona.

Lo último en España

Últimas noticias