Independentismo en Cataluña

Sánchez elude otra vez la Constitución y promete a Torra «acuerdos en el marco de la seguridad jurídica»

Pedro Sánchez y Quim Torra, con sus respectivas delegaciones, se han reunido este miércoles en La Moncloa durante tres horas

  • L. Sela y S. Sanz

Pedro Sánchez y Quim Torra, con sus respectivas delegaciones, se han reunido este miércoles en La Moncloa durante tres horas. Al término del encuentro, el primero de la mesa de negociación, se ha emitido un comunicado conjunto en el que las partes destacan que «cualquier acuerdo que se adopte en el seno de la mesa se formulará en el marco de la seguridad jurídica». Una ambigua referencia con la que Sánchez esquiva, una vez más, cualquier alusión a la Constitución.

No es la primera vez que el jefe del Ejecutivo acepta ese lenguaje, típico del separatismo. La nota, con los membretes del Gobierno y la Generalitat, establece asimismo los miembros de «la mesa bilateral de diálogo, negociación y acuerdo» para, se afirma, «la resolución del conflicto político», otro término asumido también por Sánchez del lenguaje independentista.

Esa mesa, además de por Sánchez y Torra, estará integrada, por parte del Gobierno, por los vicepresidentes Carmen Calvo y Pablo Iglesias y los ministros María Jesús Montero (Hacienda), José Luis Ábalos (Transporte), Carolina Darias (Política Territorial), Salvador Illa (Sanidad) y Manuel Castells (Universidades); y por parte catalana, por el vicepresidente catalán, Pere Aragonès, además de Alfred Bosch, Jordi Puigneró, Elsa Artadi, Marta Vilalta, Josep Maria Jové y Josep Rius.

«Conflicto político»

«Esta primera reunión ha servido para sentar las bases del diálogo, abordando algunos aspectos metodológicos, y para constatar la naturaleza política del conflicto y que este requiere de una solución política», señala el comunicado.

Destaca también que «ambas delegaciones coinciden en que la mesa de gobiernos es un instrumento para vehicular una solución y, por ello, se han emplazado a continuar trabajando para impulsar el diálogo, la negociación y el acuerdo».

Las delegaciones celebrarán reuniones mensuales, alternativamente en Madrid y Barcelona, «en las sedes oficiales de los gobiernos que se acuerden». Una alusión con la que se equipara al Gobierno de la Nación con la Generalitat separatista.

Asimismo, se avanza que «los presidentes y vicepresidentes habilitan a partir de este momento un grupo de trabajo integrado por una delegación por cada parte».

«Los presidentes y vicepresidentes se incorporarán a la mesa cuando sea necesario ratificar acuerdos políticos, salvo que alguna de las partes decida otra composición», se añade.

En el comunicado no se informa de los temas tratados, pese a que, en rueda de prensa, Torra ha avanzado que su pretensión de celebrar un referéndum de independencia sigue intacta.

Sánchez ha otorgado honores de jefe de Estado al inhabilitado presidente catalán con motivo del encuentro.

En un gesto insólito, el socialista cedió a Torra la sala principal para la rueda de prensa. Se trata de un espacio reservado a los jefes de Estado y primeros ministros que se reúnen con el presidente y en la que se ofrece también la habitual rueda de prensa tras el Consejo de Ministros.

Los presidentes autonómicos, por su parte, comparecen ante los medios en una sala más pequeña, también dentro del denominado ‘edificio del portavoz’ de La Moncloa. La sala fue engalanada con las banderas española y catalana, aunque no, como suele ser habitual, con la europea.

Lo último en España

Últimas noticias