Estuvo destinada en España como jueza de enlace durante cuatro años

La juez Hélène Davo, ex mujer del ministro de Exteriores, negoció el traslado de presos de ETA al País Vasco

Actualmente es asesora de Justicia de Emmanuel Macron

Tiene cuatro hijos con el embajador nacidos en tres países diferentes

El fulgurante ascenso de José Manuel Albares, sherpa de Sánchez: De Usera a ministro de Exteriores

Hélène Davo y Pedro Sánchez.
Hélène Davo y Pedro Sánchez.

Hélène Davo estaba casada con José Manuel Albares, nuevo ministro de Exteriores de España, cuando ocupó el puesto de juez de enlace entre Francia y España y negoció el traslado de los presos de ETA en Francia a las cárceles del País Vasco, entre 2011 y 2016. Ahora ejerce de asesora en materia de Justicia del presidente Emmanuel Macron, desde su nombramiento en diciembre de 2019. Lleva divorciada del nuevo ministro desde hace un año.

La carrera de Davo ha sido larga desde que en noviembre de 1994 fuese admitida en la École Nationale de la Magistrature, algo similar a nuestra Escuela Judicial. Su currículum dice que el 23 de julio de 1997 ya era la juez encargada del Servicio del Tribunal de Instancia de Coulommiers, una ciudad de apenas 15.000 habitantes en la región Isla de Francia, departamento francés de Sena y Marne y que da nombre a un queso excepcional.

Ascensos en la carrera judicial

El 18 de septiembre de 2002 fue nombrada profesora suplente de Derecho en la Universidad de Montpelier y un año después, el 9 de julio de 2003 ya era magistrada de segundo grado en la Corte de Apelación de París. En su nombramiento aparece que ya está casada con Albares Bueno. El 6 de agosto de 2005 da el salto a París y recibe el nombramiento de Juez en la Administración Central de París. En septiembre de aquel mismo año entra a formar parte de la Comisión de cláusulas abusivas y el 28 de junio de 2006 recibe el nombramiento de juez sustituta de segundo grado. Aquí su carrera sufre un vacío en Francia, seguramente por los cuatro años y medio que está en España como juez de enlace entre ambos países, cargo que ocupa hasta finales de 2016.

El 15 de diciembre de aquel 2016 su despedida fue uno de los actos más importantes de aquel invierno en Madrid, a la residencia del embajador francés de entonces Yves Saint-Geours, acudieron desde José Luis Rodríguez Zapatero al entonces ministro de Justicia Rafael Catalá y Fernando Grande-Marlaska, entonces juez de la Audiencia Nacional, entre otros. En junio de 2017 se incorporaría al Ministerio de Justicia francés.

El embajador francés Yves Saint-Geours. Rafael Catalá y Hélène Davo.

En España la ex mujer del entonces sólo asesor de Sánchez, luego embajador y ahora ministro de Exteriores, José Manuel Albares, iba acumulando varios reconocimientos: la Cruz de Honor de la Orden de San Raimundo de Peñafort, que le impuso Rafael Catalá como ministro español de Justicia, la Medalla de Plata al Mérito Penitenciario, y la Medalla al Mérito de la Guardia Civil. El último premio lo recibió en 2018 de manos de Pedro Sánchez, que le hizo entrega de la Orden de Isabel la Católica, por su labor en la lucha antiterrorista, al haber sido la juez enlace del traslado de presos de ETA en Francia a cárceles del País Vasco.

Del cargo de Directora Adjunta del Gabinete de Justicia francés y presidenta de la Sala Antiterrorista dimitió en julio de 2019, tras haber sido la encargada de las discusiones con la delegación vasca sobre el tema de los presos de ETA. Desde entonces y hasta ahora ocupa el cargo de Asesora de Justicia del presidente Macron. Davo reemplazó a Sonya Djemni-Wagner.

Hélène Davo y el fiscal Javier Zaragoza en París.
Hélène Davo y el fiscal Javier Zaragoza en París.

Durante esos dos años se reunió en numerosas ocasiones con la delegación integrada por Jean-René Etchegaray, lehendakari del País Vasco francés, Vincent Bru, vicepresidente del distrito electoral VI y diputado francés por Bayona; Michel Berhocoirigoin, ya fallecido y fundador del sindicato abertzale ELB, además de presidente de la Cámara Vasca de Agricultura desde 2005; y Anaiz Funosas, presidenta de Bake Bidea y del movimiento «Camino por la Paz» y significada activista en apoyo a los presos de ETA.

En una entrevista que concedió al diario La Vanguardia antes de su separación, Hélène Davo resumía su matrimonio con Albares y sus cuatro hijos: «La mayor nació en Bogotá, el segundo en Francia y los dos pequeños en Madrid».

Lo último en España

Últimas noticias