Los profesores de Formación Vial recuerdan que Seguí “debería haber sido cesada por su mala gestión”

maria-segui-baez-cnae
La directora de la DGT, María Seguí, junto al presidente de CNAE (con corbata roja), José Miguel Báez, en un foro celebrado en junio de 2015.
Comentar

La Federación Nacional de Asociaciones de Profesores de Formación Vial critican que desde la Dirección General de Tráfico se les ha “ninguneado de manera reiterada haciendo caso omiso a todas aquellas propuestas que desde nuestra organización hemos querido aportar para la mejora de la formación y la seguridad vial”, según aseguran.

Asimismo, expresan que “la mala gestión en la mejora de la formación vial tendría que haber sido el detonante de los ceses de sus responsables y no las últimas irregularidades conocidas. Hemos perdido cuatro años en el impulso de la formación vial y, desgraciadamente, su traslado a la cifra de víctimas mortales en nuestras ciudades y carreteras ha sido una de sus consecuencias”, informan desde la federación.

Entre sus críticas se encuentran que se “permita que profesores no titulados impartan las clases; que no se favorezca la presencia de los alumnos en las aulas de las autoescuelas; no se realice un buen análisis del sector con la complicidad de todos sus implicados. “Ni siquiera existe un Grupo de Trabajo de la Formación Vial”, recalcan.

Además, destacan que “no se actualiza el sistema de exámenes para que prevalezcan las actitudes seguras frente a las destrezas en el manejo y se favorecen irregularidades en la relación laboral de los profesores. Se crea la tormenta perfecta que hacen inestables e ineficientes al resto de pilares sobre los que se asienta la Seguridad Vial y que explican por sí solos el cambio negativo en la tendencia de los accidentes mortales”, tal y como señala en una carta enviada por el responsable de la federación, Pedro Cifuentes.

“Deberían cesar a Seguí por su mala gestión”

La reflexión que realizan es que si “todo esto nos lleva a pensar que las vidas que se quedan en la carretera no son importantes para la Administración y sí lo son ciertos amaños que afectan más a lo económico que lo vital”, indican. También recuerdan que, en lo que va de año, el numero de fallecidos en carreteras haya aumentado y el año pasado se cerrara con una cifra equivalente, sin descensos significativos, rompiendo la constante bajada de muertes que era la tendencia desde el año 1997.

En total, los últimos datos disponibles a 30 de marzo, indican un aumento de fallecidos superior al 10%. En ese mes 97 personas perdieron la vida en las carreteras españolas, frente a las 80 del mismo mes del año 2015. Este aumento se une al sufrido en los meses de enero (+2) y febrero (+5). Así, el acumulado del año se situaba en 271 muertes, frente a las 244 (27 más) que en la misma fecha del año pasado.

“De todo esto se deduce que lo más importante, y que debía haber sido el motivo principal para cesar a la señora Seguí, es su mala gestión en la formación básica inicial para la mejora de los comportamientos en carretera de todos los usuarios de las mismas. Solamente por estos hechos deberían haber sido destituidas las dos máximas representantes de la DGT”, comenta Cifuentes en relación a la directora María Seguí y a la ya cesada subdirectora de Seguridad Vial, Marta Carrera.

La federación, como numerosos damnificados de centros de autoescuelas, envió a título personal numerosas peticiones tanto a DGT, los ministerios e incluso al propio Congreso de los Diputados, pero nadie les hizo ni caso. “Nos resultó extraño que se diese carpetazo a todos los programas que se habían aceptado y se habían puesto en movimiento. Tras las últimas informaciones que han visto la luz a través de la prensa, nuestras sospechas se han visto claramente confirmadas. Y como en su día creímos, pero sin poder aportar ninguna prueba, todas nuestras peticiones se quedaron retenidas en un sórdido cajón de un despacho regentado por un alto cargo de la DGT; posiblemente en el de la cesada Marta Carrera, o bien todavía estén acumulando polvo en el de la Directora General [en referencia a  María Seguí]”, señalan.

“Desde la Federación consideramos que ha habido una trama orquestada por CNAE –a quien no le interesas que se apliquen las anteriores políticas–, y perfectamente interpretado por aquellas personas, que actualmente están siendo investigadas dentro de la propia DGT”, reclaman al tiempo que piden que se retomen las propuestas realizadas por este grupo. Consideran que han “sido víctimas de una red de tramposos que han empleado artes más propias de las bandas mafiosas”, mientras el representante de la Federación de Profesores de Formación Vial cree que su profesión es “un engranaje trascendental y necesario para que se lleven acabo todas las políticas formativas sobre seguridad vial y prevención de accidentes viales”.

Últimas noticias