Durante el derbi europeo de la Youth League

La UEFA castiga al Atlético juvenil a jugar a puerta cerrada por los gritos racistas a Peter

Peter Federico, en el partido contra el Atlético.
Peter Federico, en el partido contra el Atlético.
×

Este artículo de OkSalud ha sido verificado para garantizar la mayor precisión y veracidad posible: se incluyen, en su mayoría, estudios médicos, enlaces a medios acreditados en la temática y se menciona a instituciones académicas de investigación. Todo el contenido de OkSalud está revisado pero, si consideras que es dudoso, inexacto u obsoleto, puedes contactarnos para poder realizar las posibles modificaciones pertinentes.

El Órgano de Control, Ética y Disciplina de la UEFA ha sancionado al Atlético de Madrid juvenil por los gritos racistas de su afición a la promesa del Real Madrid Peter Federico durante el reciente partido entre ambos equipos, correspondiente a la Youth League y disputado en el estadio Alfredo di Stéfano.

De esta forma, el equipo canterano rojiblanco tendrá que jugar su próximo partido en casa de dicha competición europea a puerta cerrada y también deberá saltar al campo luciendo una pancarta con la leyenda “#NoToRacism” (No al racismo). Además, el Atlético de Madrid deberá abonar a la UEFA una multa de 30.000 euros por la conducta de sus aficionados.

Los hechos se remontan al pasado 2 de marzo, cuando aficionados radicales del Atlético imitaron el sonido de un mono, haciendo ‘¡uh, uh!’ en referencia al futbolista madridista en un desagradable incidente racista. Después, también cantaron un conocido grito xenófobo: «Es español, el Retiro es español, no es un parque de Ecuador». En lo meramente deportivo, el Atlético ganó el partido (2-3) y se clasificó para cuartos de final.

Lo último en Deportes

Últimas noticias