Fútbol

Tebas obligará a Barça y Girona a escuchar el himno y ver 40.000 banderas españolas

Tebas
Javier Tebas, en un acto. (EFE)

El Girona-Barcelona que LaLiga tiene proyectado para el 26 de enero de 2019 en Miami (Estados Unidos) no será un aquelarre independentista. Javier Tebas, máximo dirigente de la competición, va a hacer todo lo posible para que la fiesta del secesionismo se convierta en una oda patriótica española repartiendo 40.000 banderas y haciendo que suene el himno nacional en la megafonía del Hard Rock Stadium.

Además, LaLiga va a prestar especial atención y, para ello colaborará con la Policía de Miami, para interceptar posibles banderas ilegales como la estelada. En principio, 5.000 entradas saldrán a la venta para aficionados de ambos equipos para que viajen a Estados Unidos, mientras que las 60.000 restantes serán para el público norteamericano que quiera acudir al partido.

“El Barcelona considera que es estratégico poder estar en un compromiso así. Beneficia a todos en todos los sentidos. Se puede enriquecer todo el mundo, desde los clubes, a los jugadores y los sponsors”, dijo el portavoz azulgrana Josep Vives en el día de ayer, antes de conocer los planes de Tebas.

En el seno culé no ha sentado excesivamente bien las condiciones que Tebas plantea poner para el partido, aunque todavía peor ha sentado en una afición del Girona que hasta se plantea boicotear su presencia en el encuentro si se dan estas condiciones.

Últimas noticias