El pívot español cobrará 19 millones de dólares por dos temporadas

Ibaka ficha por los Clippers en busca de su segundo anillo

ibaka clippers
Serge Ibaka, en un partido con Toronto Raptors. (AFP)
  • Mick Johnson

El fichaje de Serge Ibaka por Los Ángeles Clippers fue la bomba de la segunda noche del agitado mercado de fichajes la NBA. El pívot congoleño con pasaporte español firmará por el vecino de los Lakers un contrato con dos temporadas y 19 millones de dólares, con la opción para el jugador de quedar libre al final de la primera. Ibaka se reencontrará en los Clippers con su ex compañero Kawhi Leonard con el que ganó el anillo de en las filas de los Toronto Raptors.

Era un secreto a voces que el futuro de Serge Ibaka en la NBA estaba en una franquicia que fuera candidata al anillo. Le sobraban pretendientes y sólo quedaba por saber qué equipo sería el elegido. Duda resuelta. El pívot hispano-congoleño jugará en Los Angeles Clippers las dos próximas temporadas, la segunda de ellas con player option, es decir, que la opción de renovación sólo se ejecutará si quiere el jugador.

Ibaka cobrará 19 millones de dólares por sus dos temporadas en Los Angeles Clippers, donde volverá a cruzar sus caminos con la superestrella Kawhi Leonard, con quien le une una gran amistad y junto al que conquistó el primer anillo de la historia a los Toronto Raptors en 2019, justo hace dos temporadas.

El robo del siglo en la NBA

Tener a Serge Ibaka como agente libre le convertía en uno de los jugadores más cotizados del mercado… y gratis. El pívot ha alcanzado la madurez de su carrera después en la NBA y viene de firmar una espectacular temporada donde ha pasado a ser algo más que un especialista defensivo y un tremendo intimidador: ha promediado por partido 15,4 puntos (la cifra más alta de su carrera), 8,2 rebotes y un 38,5% en triples.

Además, Ibaka llega a los Clippers después de dejar muy claro a lo largo de estas dos últimas temporadas en los Raptors ser un jugador capaz de rendir al mejor nivel en playoffs, algo cotizadísimo en la NBA, porque es donde las grandes franquicias se juegan el anillo.

Con sus números, su experiencia y el añadido de ser agente libre, Serge Ibaka estaba siendo monitorizado por los mejores equipos de la NBA. Además de los Toronto Raptors, que le hicieron una oferta de renovación a la desesperadas, estaba en el radar de los Lakers y, sobre todo, los Nets. En las primeras horas de agencia libre, el reencuentro de Ibaka con Kevin Durant en Brooklyn se daba por sentado después de que su hermano diera la primicia al decir en Twitter que su destino iba a ser los Nets.

La bomba de los Clippers

Al final Serge Ibaka se reencontrará con Leonard en los Clippers, que este año se convierten en un candidato firme al anillo después de la decepción enorme de la pasada temporada. Primero en liga regular, donde a pesar de quedar segundo de la Conferencia Oeste tras los Lakers no mostraron solidez alguna. Y después en playoffs, superando con más problemas de los deseables en primera ronda a los Mavericks en cuadro y cayendo de forma estruendosa en semifinales de conferencia tras dejarse remontar un 3-1 ante los Nuggets.

Además, a los Clippers no les había ido nada bien en las primeras horas del mercado de fichajes de la NBA, ya que perdieron a dos de las piezas más importantes de su juego interior: Montrez Harrell y JaMychal Green. Para colmo, ambos se fueron a sus máximos rivales de conferencia, los Lakers y los Nuggets.

Por eso el fichaje de Ibaka se había convertido en estratégico para la franquicia angelina, que amenazaba con quedarse muy corta en el juego. Ahora todo cambia porque han fichado a un jugador mejor que cualquiera de los dos que se les han ido. De hecho, en Estados Unidos ya hay voces que señalan este fichaje como el robo del draft, por la calidad del jugador, la necesidad que cubre su equipo y el dinero que le van a pagar, que no llegará a 10 millones por año.

Lo último en Deportes

Últimas noticias