Cien años de Miguel Delibes

Miguel Delibes: la voz de las gentes sencillas frente al abuso de los poderosos

miguel delibes
El escritor y periodista Miguel Delibes. @Getty

Las obras de Miguel Delibes están marcadas por la presencia de la naturaleza, la infancia, la muerte, la política o la caza. El vallisoletano, que fue catedrático de Derecho Mercantil antes que director de El Norte de Castilla, no paró de dejar pistas de manera –no sabemos si voluntaria o involuntariamente– en sus relatos que dejaban entrever su formación como jurista. Estas huellas en las novelas de Delibes, que han sido analizadas por una veintena de profesores y expertos en Derecho bajo la coordinación de la catedrática de Derecho Laboral de la Universidad de Valladolid, Noemí Serrano, han dado lugar al libro Derecho y literatura en la novela de Miguel Delibes, editado por Aranzadi y la Diputación de Valladolid.

Se han analizado, según explica detalladamente Serrano a OKDIARIO, novelas muy conocidas como ‘La sombra del ciprés es alargada’, ‘Las ratas’ o ‘Cinco horas con Mario’ y otras menos conocidas como, por ejemplo, ‘La tierra herida’, escrita en 2004 por uno de sus hijos, Miguel, porque Delibes ya no estaba en condiciones de escribir, según ha matizado alguna vez su hija y presidenta de la Fundación Miguel Delibes, Elisa Delibes.

“La formación de Delibes es compleja porque primero estudia los viejos estudios comerciales en Bilbao siguiendo los pasos de su padre, Adolfo Delibes, que era catedrático de Legislación Mercantil. Por eso, y sin dejar de alabar su amplísima capacidad literaria, hemos hecho un libro exclusivamente teniendo en cuenta el poso jurídico que hay en sus novelas”, explica Serrano.

«Delibes era un cazador que escribía, pero también un jurista que escribía»

Esta nueva forma de mirar la literatura, según relata la catedrática, nace en el mundo anglosajón: “Se ha observado el derecho en la literatura a través del análisis de obras muy conocidas como, por ejemplo, ‘El mercader de Venecia’ de William Shakespeare, por ejemplo, para analizar la presencia de derecho mercantil, los tipos de contratos, etc”.

Tomando la senda anglosajona, Serrano decidió pone en marcha este proyecto literario fusionado con derecho y alumbrar algo inédito alrededor de Delibes. “No hay nada escrito sobre Delibes desde esta perspectiva, así que le presenté la idea a Germán Delibes y le sorprendió, la verdad, pero me dijo: ‘Si os atrevéis, tenéis vía libre’”, comenta Serrano sobre el germen del proyecto para el que ha contado con 21 catedráticos de Derecho.

Concretamente, Serrano ha analizado una obra de Delibes poco conocida como es ‘La parábola del naúfrago’. “Una obra complicada de leer porque es muy experimental. No pone ni comas, ni puntos, es decir, sólo ponía los signos de puntuación escritos y eso hacía muy complicada la lectura, aunque es muy atractiva. La historia, que esconde una metamorfosis en el mundo momento en el que acaba de salir la ‘Metamorfosis’ Kafka, trata de una persona que trabaja en un banco en Valladolid, es una novela urbana, y rememora de este modo su primer trabajo en Banco Castellano. En ella trata el acoso laboral, las relaciones entre trabajador y empresario, la opresión del fuerte sobre el débil, etc”, comenta Serrano.

«Un gran conocedor del derecho positivo donde prima la dignidad de las personas»

Es una forma muy innovadora de mirar a Delibes, sobre todo porque el autor de ‘El camino’ siempre se ha centrado, tal y como él mismo explicó, en la naturaleza, la infancia, la muerte y el prójimo. Es decir, todas sus líneas han sido analizadas hasta este momento desde un punto de vista social y ecologista, pero no desde el punto de vista jurídico.

“Él trata el abuso de poder, siempre sus protagonistas son las personas más desvalidas que tienen sus problemas vitales, sencillos, cercanos, a los que da voz frente a los poderosos. Es un autor muy visionario porque, a pesar de que sus novelas están en un momento concreto del tiempo, a Delibes lo podemos tildar de absolutamente atemporal que no deja de ser un gran conocedor del derecho positivo donde prima la dignidad de las personas, a pesar de decir que todos somos un poco magulladores de los derechos y la dignidad de las personas”, relata Serrano.

«A Delibes sólo lo podemos tildar de absolutamente atemporal»

Otras de las características de este libro es el abordaje del ensayo ‘La censura de la prensa en los años 40’ o el diálogo entre Delibes y el Papa Francisco donde se habla del sentido del progreso. “A mí a veces me gusta provocar, sobre todo a mis alumnos, por eso he dicho que, aunque Delibes se cataloga como un cazador que escribe, en realidad, también es un jurista que escribe porque su formación es la de Catedrático de Legislación Mercantil y en sus novelas se nota la precisión del conocimiento que tenía de cada punto jurídico”, concluye la catedrática.

Serrano ha completado el gran elenco de autores para hacer posible este arduo trabajo con los nombres de Mercedes Alonso, Nuria Belloso, Antonio Calonge, Julián Espartero, Juan José Fernández, María Paz García, Elías González-Posada, Vicente Guilarte, María Teresa Martín, José Luis Martínez, Ricardo Mata, María Aránzazu Moretón, Fernando Rey, Íñigo Sanz, Pedro Rubio, Luis Antonio Sanz, Rafael Sastre, Teodora Torres y Begoña Vidal.

@MaríaVillardón

Lo último en Cultura

Últimas noticias