Niños

Cómo hacer que el baño de los niños sea divertido

Dependiendo de la edad del niño, podemos recurrir a juegos o juguetes distintos para hacer que el baño de los niños sea divertido.

baño niños
Distintas ideas para hacer que el baño de los niños sea divertido

El momento del baño es algo especial para los niños, pero siempre puede darse el caso de que a tu hijo o a tu hijo no le guste demasiado. Por ello, podemos recurrir a distintas ideas para hacer que el baño de los niños sea divertido.

Mientras los bebés son pequeños y apenas tienen unos meses de vida, el baño es algo que corre a cargo de los padres y en una bañera adaptada a su tamaño, pero a medida que crecen, el baño debe ser algo que sirva para que los niños aprendan higiene corporal, pero también puede ser un momento de diversión que compartir con ellos.

Cómo hacer que el baño de los niños sea divertido

baño niños

Con el fin de que el baño de los niños no se convierta en una rutina aburrida, a la que incluso se resistan, podemos recurrir a distintos juguetes para baño, que sean neutrales y naturales de modo que los 5 o 10 minutos de baño se conviertan en algo divertido.

Muchas marcas especializadas en productos para niños han creado líneas reales de objetos y accesorios dedicados al baño de niños que logran combinar la utilidad con el factor lúdico. Desde baños de burbujas y champús con envases divertidos, hasta bañeras y asientos de baño, cómodos y prácticos y adecuados para los más pequeños, pasando por esponjas de colores y suaves, realizadas en fibra hipoalergénica que es suave y delicada para la piel del bebé.

Bañar a niños pequeños

En el caso de bañar a niños pequeños, resultará ideal crear una pequeña piscina para que puedan estar sentados, rodeados de espuma y jugando mientras nosotros aprovechamos para bañarlos. Si tenemos una bañera, conseguir esto no es complicado, pero en el caso de tener un plato de ducha puede que tengamos que recurrir a usar una bañera plegable en la que meter al niño para lograr que juegue un poco con el agua.

Este tipo de bañera están diseñadas para colocarlas dentro del plato de ducha y una vez abierta la llenamos con agua y jabón para que los niños jueguen dentro mientras se bañan.

Ideal para meter en el agua tenemos además los clásicos animales de goma con formas que adoran los niños, pequeños patos, pececillos o juegos apilables y para ser desmontados y luego ensamblados, hechos con material seguro y suave, adecuado desde los primeros meses y resistentes en contacto con el agua. Los juegos acuáticos también puede servir para un momento importante de aprendizaje: para todos los niños, de hecho, el encuentro con nuevos materiales y superficies constituye un descubrimiento significativo lleno de sensaciones y estímulos, un verdadero instrumento de conocimiento del mundo que los rodea.

Para niños mayores

Cuando los niños sean más mayores (a partir de los 4-5 año) es posible que ya no quieran estar sentados, y prefieran bañarse de pie, de modo que podemos aprovechar para enseñarles como ducharse paso a paso. En el caso de que se quieran divertir mientras se duchan, podemos dejar que se metan con algún muñeco o muñeca al que podrán bañar como nosotros los bañamos a ellos o también podemos comprar colores para la bañera. Colores que son aptos para pintar y dibujar en la bañera pero que se borran fácilmente con agua.

Lo último en Bebés

Últimas noticias