Embarazo

¿Cómo controlar la ansiedad en el embarazo?

Cómo combatir y aliviar la ansiedad durante el embarazo, con remedios naturales, con ejercicio, con métodos de relajación y con el cuidado de cuerpo y mente.

Cómo controlar la ansiedad en el embarazo
Descubre las claves para combatir la ansiedad durante el embarazo

Descubrir que estás embarazada o el hecho ir a por ello y conseguirlo al fin, puede suponer no solo motivo de alegría o incertidumbre, sino que también es normal sentir un poco de estrés. No debemos sin embargo alarmarnos, ya que podemos combatir la ansiedad del embarazo con remedios del todo naturales, que además os permitirá disfrutar de este momento de vuestras vidas.

¿Cómo combatir la ansiedad en el embarazo?

Cómo controlar la ansiedad en el embarazo

¿Podré cuidar al bebé? ¿Cómo será el embarazo? Las preguntas y las preocupaciones son normales tanto para la madre como para el padre, pero el embarazo nunca debe ser motivo de pánico.

En primer lugar, es importante enumerar los síntomas de ansiedad para ver si estás nerviosa por la llegada del bebé o si sufres de algo más grave. Son estos:

  • No puedes relajarte en ningún momento;
  • Sentirse tensa, asustada y preocupada constantemente;
  • Tienes solo pensamientos negativos;
  • Sientes miedo exagerado (temor) sobre alguna situación específica;
  • No tienes control sobre los pensamientos de uno;
  • Preocuparse excesivamente por todo;
  • Sientes palpitaciones en el corazón;
  • Respiras fuerte, a menudo sin aliento.

A partir de estos síntomas, puedes ver ahora cómo combatir la ansiedad en el embarazo.

Mantén la calma

Incluso tratándose de un embarazo inesperado, el anuncio de la llegada de un bebé debería ser motivo de alegría y no sufrimiento. Piensa en lo felices que estarán tus amigos y familiares y cómo te van a ayudar en esta nueva fase. Si nunca has tenido un hijo, compra libros o descubre en Google como son los primeros meses de embarazo y los cambios que sufrirá su cuerpo.

Gradualmente comprenderás cómo funciona el embarazo y sentirás como la ansiedad de las primeras semanas desaparece. Además, será bueno que hables con otras mujeres embarazadas y que resuelvas dudas con el médico.

Anuncia el embarazo en el momento adecuado

Una práctica común, especialmente entre las mujeres embarazadas por primera vez, es anunciar el embarazo incluso a familiares cercanos solo después de las primeras semanas. Se recomienda que el anuncio se haga después de los primeros tres meses, cuando todavía hay una alta probabilidad de aborto espontáneo: el riesgo de perder al bebé en el primer embarazo es de alrededor del 50% en el primer trimestre.

Entonces, si esperas que el período de riesgo pase, podrás estar más relajada. Para el padre, sin embargo, es esencial que él lo sepa pronto.

Cuida tu cuerpo

Una vez que todos sean conscientes y hayas comenzado a aprender más sobre el embarazo, es hora de concentrarse en cuidar el cuerpo y, en consecuencia, cuidar al bebé . Comer bien y hacer ejercicio regularmente ayudará a que tanto tú como tu bebé os mantengáis saludables, y de paso os servirá para aliviar algo de ansiedad.

Cuida tu mente

Además del cuerpo, es importante que mantengas la mente tranquila. Lee libros, toma cursos que te gusten, mira películas y series. Todo vale para evitar la ansiedad, incluido el sexo . No es porque estés embarazada que no puedas sentir placer. El sexo para mujeres embarazadas no solo está permitido sino que está también recomendado como una forma para aliviar el estrés.

Duerme bien

El sueño es otro factor muy importante para tu salud y la de tu bebé. Debes procurar dormir al menos 8 horas seguidas cada noche, para ayudar a mantener el cuerpo y la mente en orden. Para dormir temprano, evita la televisión, el móvil o el ordenador justo antes de acostarte (prefiere libros o revistas, por ejemplo).

Practica yoga

Si puedes optar por prácticas como la del yoga y pilates en tus entrenamientos, ¡aún mejor! Ambas actividades, además de tonificar el cuerpo y cuidar la salud, ayudan a mantener la mente en equilibrio mediante los métodos de relajación y las técnicas de respiración involucradas. Además de los beneficios específicos para las mujeres embarazadas, como ayudar a reducir la hinchazón a través del ejercicio.

Toma tranquilizantes naturales

Beber jugo de maracuyá y té de manzanilla puede parecer una tontería, pero ayuda, y mucho, a relajarse. La lechuga, por ejemplo, es rica en ácido fólico y lactucina y actúa como otro tranquilizante natural en el cuerpo. Otros ejemplos son la manzana, rica en zinc, carbohidratos, selenio y fibra, huevos, que contienen vitaminas B, niacina y acetilcolina, y la miel, que es responsable de la producción de serotonina (hormona del bienestar) en el cuerpo. Elige la calma natural en tu vida diaria y date cuenta de la diferencia que hará en tu espíritu.

Prepárate para la llegada del bebé

Hacia el final del embarazo, será bueno que prepares una lista de verificación de los elementos clave que deben estar listos para la llegada de tu bebé. La ropa más esencial, el armario y la bolsa que te vas a llevar al hospital, son algunos de los artículos más indispensables para la madre. Al prepararse con anticipación, seguramente estará más tranquila cada hora.

Ahora que ya sabes cómo combatir la ansiedad durante el embarazo, es hora de aprovechar este momento y prepararse para la llegada de tu hijo con más calma y paciencia. Disfrute de este momento, que es único en la vida de los padres, incluso cuando ya has tenido hijos antes. Después de todo, cada bebé es único, como cada embarazo.

Lo último en Bebés

Últimas noticias