El socialista Espadas ignoró durante diez días el positivo de un empleado del cementerio de Sevilla

El alcalde de Sevilla, Juan Espadas.
Juan Espadas (PSOE), alcalde de Sevilla.
×

Este artículo de OkSalud ha sido verificado para garantizar la mayor precisión y veracidad posible: se incluyen, en su mayoría, estudios médicos, enlaces a medios acreditados en la temática y se menciona a instituciones académicas de investigación. Todo el contenido de OkSalud está revisado pero, si consideras que es dudoso, inexacto u obsoleto, puedes contactarnos para poder realizar las posibles modificaciones pertinentes.

Un positivo detectado en el cementerio municipal de San Fernando, perteneciente al Ayuntamiento de Sevilla, ha sacado a la luz la incompetencia al respecto del Ejecutivo local. Los trabajadores acusan de «dejadez» e «irresponsabilidad» al alcalde socialista de la capital, Juan Espadas, y denuncian su situación de «indefensión» ante los «riesgos» de contagio.

Los empleados municipales, en un escrito recogido por Europa Press, detallan que el pasado 5 de noviembre, uno de sus compañeros informó del positivo de un familiar con el que había mantenido contacto directo, por lo que al día siguiente dejó de asistir a su puesto de trabajo.

Seis días después, el 11 de noviembre, dicho trabajador del cementerio fue sometido a una prueba PCR, que arrojó un resultado positivo que se le comunicó el día 13. Este empleado había compartido con el resto de la plantilla del cementerio municipal «vestuarios, mesa de desayunos e incluso duchas».

Tras ello, según relatan en el informe, nadie del Ayuntamiento les informó de «cómo actuar ni qué protocolo seguir» hasta el día 15, dos días después de conocerse el positivo. Es decir, diez días después desde que se diese aviso del positivo del familiar del trabajador de San Fernando.

Los empleados del cementerio denuncian en ese sentido que ya el mismo día 6 de noviembre se interesaron por qué «protocolo» seguir ante el caso manifestado por el empleado finalmente contagiado, insistiendo en que hasta el día 15 no fueron informados del protocolo a seguir ni preguntados por si mostraban síntomas de contagio del virus.

No es el primer incidente del socialista Espadas con los trabajadores del camposanto. Ya en marzo, los empleados del Crematorio del Cementerio de Sevilla denunciaban los problemas a la hora de incinerar cadáveres: la falta de medios provocó que los cuerpos tardasen hasta tres días en ser cremados.

Los hechos denunciados coinciden con que, recientemente, las secciones de CCOO, CSIF y UGT en el Ayuntamiento de Sevilla lamentaban que el Gobierno local haya promovido un nuevo «protocolo de prevención de once folios» abarcando a «todos los colectivos» laborales del Consistorio, pero no concretase «protocolos específicos» ante el virus para cada servicio o departamento.

Lo último en España

Últimas noticias