Boda

Los invitados que nunca imaginarías que estuvieran en la boda de Lucía Pombo

Boda de Lucía Pombo
Fiesta preboda en la plaza del pueblo

Este sábado, 25 de junio de 2022, Lucía Pombo y Álvaro López Huerta se darán el «sí quiero» en  Adrados, una preciosa localidad de la provincia de Segovia. Para que los amigos y familiares sientan que tienen un papel esencial en la boda, han celebrado en la noche del viernes una fiesta preboda muy especial en la plaza del pueblo.

Tal y como han publicado en las Stories de Instagram, la familia Pombo han estado desde el viernes por la mañana preparando los últimos detalles de la ceremonia y dando la bienvenida a los primeros invitados.

Lucía Pombo, con un look sencillo pero espectacular con un vestido blanco de largo midi y unas sandalias planas marrones, ha organizado una fiesta preboda en la plaza del pueblo. Allí se han instalado algunas mesas para que los amigos y familiares pudieran disfrutar de platos típicos, como la paella.

Uno de los momentos más especiales de la noche ha sido cuando Víctor Pombo, al que sus hijas llaman cariñosamente «Papín», ha llegado en una minimoto que tiene un gran significado para Lucía Pombo. Es la primera moto que las hermanas tuvieron de pequeñas.

Además de la familia Pombo, en la fiesta preboda ha habido algunos rostros conocidos, como Marta Lozano, Lorenzo Remohi, María García de Jaime, Tomás Páramo, Natalia Coll. También han acudido Teresa Andrés Gonzalvo e Ignacio Ayllón, quienes también se casarán próximamente, así como Laura Tronti y Hugo Pérez.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de MARIA POMBO (@mariapombo)

Boda de Lucía Pombo y Álvaro López Huerta

La ceremonia tendrá lugar este sábado en la iglesia de la Asunción de Nuestra Señora, en Villafranca del Condado. El número de invitados asciende a 250, y el lugar del banquete será un castillo de estilo mudéjar y medieval donde residieron los Reyes Católicos.

El secreto mejor guardado de Lucía Pombo es el vestido. Esto es lo que ha contado esta semana a la revista ‘Hola!’: «Me lo ha diseñado Inuñez, que es el mejor equipo. A pesar de tener su estilo característico, los vestidos se adaptan completamente a la persona. Es decir, nunca se parecen entre ellos y siempre te escuchan con lo que quieres. El mío ya se lo he enseñado a mucha gente. En un principio quería ir con un vestido pantalón, porque mi intención era ser yo. Pero, al trabajar tanto en pantalón, me he dado cuenta de que, para un día que es especial, quiero ir de princesa».

Lo último en Sociedad

Últimas noticias