Sistema circulatorio

6 señales de una mala circulación sanguínea

circulación sanguínea
Hay una serie de señales que indican que tenemos una mala circulación sanguínea.
Comentar

La circulación sanguínea es la responsable de que los órganos, músculos y huesos, y el organismo en general, funcionen de forma adecuada. Pero puede suceder que la sangre no fluya adecuadamente, y entonces desarrollar problemas importantes de salud.

Hay una serie de señales que indican que tenemos una mala circulación sanguínea. Tenerlas en cuenta es importante para evitar males mayores y acudir al médico para establecer las medidas adecuadas.

1. Piernas hinchadas

Es un síntoma claro, aunque puede indicar otras cosas menores, como aparecer hinchadas a causa de determinados medicamentos o alergias. De todas maneras, si observamos esta señal conviene ir de inmediato al médico para que nos realice una exploración general. Las extremidades se hinchan y pueden provocar dolor y entumecimiento.

2. Estar débil y fatigado

Aunque está relacionado con una gran cantidad de afecciones, cuando se debe a una mala circulación sanguínea es porque la sangre no llega correctamente a todas las partes del cuerpo y notamos su déficit. Cuando el estado se agrava, la fatiga es generalizada y puede costar movernos. Además de las recomendaciones del doctor, necesitaremos aportes energéticos y comer de forma saludable.

3. Varices en las piernas

Sí, hay múltiples causas para la aparición de las varices, pero una de ellas es por problemas de circulación. La sangre se acumula en las venas y aparecen varices que duelen y que, en ocasiones, impiden que podamos desplazarnos con total normalidad.

4. Disminución de concentración y memoria

Este problema también puede afectar a la capacidad cognitiva del que lo sufre. Como el cerebro depende en gran medida del flujo de sangre para su correcto funcionamiento, hay una disminución de la concentración y de la memoria.

5. Manchas en la piel

Algunos síntomas están relacionados con la piel. Las manchas y cambios de color en la piel es algo visible que debe tenerse en cuenta, especialmente cuando son rojas o moradas y están localizadas en los pies o en la parte baja de las piernas.

6. Sistema inmunológico débil

Cuando algo no va bien ataca directamente a nuestro sistema inmunólogo. Al tener problemas de circulación sanguínea podemos tener más resfriados, infecciones y virus, es decir que nos enfermamos de manera seguida.

Últimas noticias