Supermercados DIA

Negro panorama para DIA en 2019: cierre de 300 tiendas y caída en ventas comparables

La compañía echará el cierre a 300 establecimientos que tiene identificados como poco rentables o directamente deficitarios. Sin embargo, con las tiendas que mantenga seguirá perdiendo ventas por superficie comparable, el ratio que marca la rentabilidad de un retailer.

Negro panorama para DIA en 2019: cierre de 300 tiendas y caída en ventas comparables
DIA & Go, uno de los formatos que mantendrá el grupo DIA

El CEO de Supermercados DIA Borja de la Cierva y la jefa de transformación María Miralles (fichada de Oliver Wyman hace apenas una semana por el propio De la Cierva y en plena batalla ya con Mijail Fridman) fueron sinceros este viernes ante los analistas e inversores en la conference call: 2019 va a ser un año muy duro para la compañía, que afronta un panorama negro y un proceso de ajuste extremo tras un 2018 en el que ha saltado por los aires y ha acabado denunciando a su ex CEO Ricardo Currás ante la Fiscalía por un posible delito contable.

En DIA quedan muchas responsabilidades por depurar. Pero la empresa tiene que seguir abriendo la persiana todos los días, pues hasta el momento es el tercer grupo de distribución alimentaria de España (segundo de origen nacional tras Mercadona) y vendió el año pasado 9.390 millones de euros brutos, de los cuales 5.147 en nuestro país y el resto en tres países más (Portugal, Brasil y Argentina). Con un endeudamiento que es la mitad que rivales como Eroski y no está tan alejado de Carrefour o El Corte Inglés, DIA tiene atractivos notables como compañía a pesar de todo, y precisamente por eso puede ser objetivo de una guerra de opas.

Sin embargo, el posible delito contable que habrían ejercido algunos de sus directivos (se apunta a Currás y también al director financiero, Amando Sánchez, fiel compañero durante años del directivo madrileño en las presentaciones de resultados) va a hacer mucho daño a DIA a corto plazo. Y a sus empleados les tocará pagarlo: la empresa ya ha previsto 300 cierres para hacer en España.

Las tiendas a cerrar han sido seleccionadas entre aquellas que tienen un peor resultado operativo

Así lo cuenta en su informe de auditoría: "El nuevo plan de negocio ha sido construido bajo unas premisas fundamentales que consisten en: la mejora de la oferta de frescos, construir una marca propia diferenciadora e innovadora, racionalizar y mejorar el surtido de productos y mejorar la percepción de precios. El plan contempla en España el cierre de tiendas de las cuales 300 tiendas han sido identificadas individualmente para su cierre durante el 2019 y un relanzamiento del modelo de franquicias". Las tiendas han sido seleccionadas entre aquellas que tienen un peor resultado operativo.

En el propio informe, se reconoce que este plan requerirá "un esfuerzo significativo de implementación durante los dos primeros años y de renovación de tiendas a partir del año 2020 que se espera redunde en un aumento en ventas y en la mejora de márgenes a partir de 2020 y en los ejercicios siguientes".

Los analistas han preguntado en varias ocasiones a los directivos de DIA sobre la previsión de ebitda y sobre los márgenes que quieren tener en sus ventas. Su respuesta ha sido esquiva, sin querer dar por el momento estos datos que podrían otorgar demasiada información a sus competidores, a los fondos de inversión que operan en el valor cotizado, al propio Mijail Fridman o a los bajistas que han ayudado a desangrar el valor mientras, por otra parte, alertaban de cosas que no estaban bien en él.

Un like-for-like que sigue a la baja

El like-for-like es la venta a superficie comparable, posiblemente la ratio más importante en el retail para establecer la rentabilidad de un espacio comercial. Una cadena de tiendas puede vender cada vez más pero esta venta puede estarse realizando sobre todo por la apertura de cada vez más espacio comercial, lo cual sería un crecimiento que no tiene unas bases sólidas. Sin embargo, cuando se incrementa el like-for-like lo hace el margen operativo y con él los beneficios. Normalmente, ante el cierre de tiendas que no son rentables, las ventas comparables deberían incrementarse. En DIA sin embargo parece que no va a ser así: según ha dicho Miralles "nos va a llevar tiempo, creemos que para final de 2019 la situación mejorará, pero aún vamos a enfrentarnos a una situación complicada desde una perspectiva del like-for-like" con las tiendas que no cierren.

Es decir, DIA cerrará las tiendas que tienen peor like-for-like, pero aún así las ventas comparables del conjunto seguirán sin mejorar. Sin duda, un proceso complicado para el que los supermercados de Las Rozas que, sin embargo, tienen el apoyo de la banca anunciado el pasado miércoles.

Lo último en Economía

Últimas noticias