Pedro Sánchez se autodefine como «líder mundial»

«Los líderes mundiales tenemos más motivos que nunca para actuar». Con estas palabras el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, se autodefine «líder mundial» en un comentario de Twitter que acompaña un vídeo de su discurso ante la Asamblea General de Naciones Unidas.

El autodenominado «líder mundial» defiende que «75 años después de la firma de la Carta de la ONU, los líderes mundiales tenemos más motivos que nunca para actuar y la pandemia que vivimos nos recuerda la obligación moral de hacerlo unidos». «La unidad permite el progreso, salva vidas. Solo la unidad puede salvar el planeta», zanja.

El presidente del Gobierno utiliza su intervención telemática para hacer un llamamiento a la unidad, algo que boicotea a nivel español. Y es que, mientras pide unidad en Europa en España hay una guerra abierta entre el Gobierno y la Comunidad de Madrid por las medidas anti-Covid.

El discurso

En un discurso grabado en el Palacio de la Moncloa, Pedro Sánchez ha advertido de que «otro virus recorre el mundo, el de la decepción, del hastío, del descrédito, incluso de la indiferencia», sobre todo entre los jóvenes, un virus que han «estado inoculando los propios gobernantes».

«Con cada nuevo desacuerdo entre nosotros, con cada incumplimiento de lo previamente acordado, con cada deserción de nuestros compromisos, de nuestras responsabilidades hacia el resto de los países», ha dicho.

Así, cree que «por inacción o por omisión», han permitido que «el desafecto y la desconfianza hacia la gobernanza se extiendan por el mundo» y «por indiferencia o por cobardía», han ignorado amenazas que «hoy afectan seriamente» a todos.

Y lo ha vinculado al «retorno de nacionalismos excluyentes», que se creían acabados, «de la xenofobia, de fantasías autárquicas, de autoritarismos impúdicos» y al «auge de liderazgos basados en la demagogia, en la mentira, en el fomento del odio, la confrontación».

Por ello, ha hecho un llamamiento a la comunidad internacional para que entienda la urgencia del momento histórico y vaya más allá de invocar la unidad en abstracto». «Tenemos el deber histórico,
moral, urgente, ineludible de actuar unidos para dar al mundo el nuevo horizonte de crecimiento y de progreso que merece», ha afirmado y de «ofrecer un horizonte de esperanza a los jóvenes», unos jóvenes que hoy no «escuchan» porque consideran que los políticos no son «útiles».

«Hay que creer en la unidad. La unidad permite progresar conjuntamente. La unidad conjura conflictos. La unidad salva vidas. La unidad y solo la unidad puede salvar el planeta», ha dicho.

Pedro Sánchez ha comenzado su discurso citando al «enorme» escritor Benito Pérez Galdós, cuyo centenario se conmemora este año, para constatar que, tal como la pandemia ha demostrado, «es triste comprobar que sólo la desgracia hace a los hombres hermanos». El coronavirus, ha defendido, ha puesto de manifiesto la interdependencia de las naciones, y por eso todas deben actuar conjuntamente y tomar «decisiones concretas».

Y ha puesto como ejemplos de éxito el Protocolo de Montreal que obligó a reducir las emisiones de CFC y está permitiendo recuperar el agujero de la capa de ozono o el Tratado Antártico. «Cuando el mundo quiere, el mundo puede», ha dicho, parafraseando lo que él mismo dijo a finales de agosto sobre España.

Así, ha propuesto que el Foro Político de Alto Nivel de 2021 sobre los Objetivos de Desarrollo Sostenible se celebre, excepcionalmente, a nivel de jefes de Estado y de Gobierno, para acordar medidas urgentes.

Sánchez ha expuesto los que a su juicio son, junto a la pandemia, los grandes desafíos: la emergencia climática, la digitalización y sus consecuencias, la «superación de las desigualdades lacerantes y la pobreza» y la «plena igualdad entre hombres y mujeres y la extirpación de cualquier forma de discriminación en razón de género, raza o procedencia».

Sobre la igualdad de género, ha tenido palabras para las «jóvenes de blanco conquistando las calles en el este» (en alusión a las protestas en Bielorrusia) y a «jóvenes negras liderando manifestaciones en el oeste» (Estados Unidos). Y ha recordado los «sacrificios» de la activista por los derechos civiles Rosa Parks, la científica Marie Curie, la activista ‘trans’ Marsha P. Johnson y la feminista boliviana Domitila Barrios.

Lo último en España

Últimas noticias